Derecho A La Imagen y Al Honor-Condenan A Dos Motores De Búsqueda De Internet a Abonar Una Alta Indemnización A Una Ex Modelo y Miss Argentina Que Vinculaban a Sitios Pornográficos y Similares- Daño Moral y Daño Material- Derecho Comparado-

by Dra. Adela Prat on Mayo 14, 2017

-DERECHO  A  LA  IMAGEN  y  DERECHO  AL  HONOR-

**Derechos  Personalísimos  de  raigambre  constitucional**

 

-L.  CIV  099624/2006/CA001  Juzgado Nº 36-

Autos: “Norbis,  María  L. y  Otro  c/Yahoo  de  Argentina  SRL  y  

Otros   s/  Daños  y  Perjuicios”.

-Tribunal: –Cámara  Nacional  de  Apelaciones  en  lo  Civil

-Sala:  “C”

-Fecha:  04/05/2017.

-Cita: –diario  judicial

-Sumario-

Derecho  a  la  IMAGEN.  Derecho  al  HONOR.

Reparación  en  concepto  de  Daño  Material  y  Daño

Moral,  con  Intereses.

Responsabilidad  Civil  por  Culpa  de  los buscadores

Yahoo  de  Argentina  SRL  y  Google  Inc.”

 

A continuación,la síntesis publicada el pasado 10/05/2017, en esta página.

 

“La  Cámara  Nacional  de  Apelaciones  en  lo  Civil  –Sala  C condenó  a  dos

buscadores  de  Internet  a  pagar  una  cifra  millonaria  a  una  exModelo y

miss  Argentina, por  vincular  su  imagen  con  Sitios  Porno  de  Internet, en

tanto,conocida  la  circunstancia  propia  que  merece  la  adopción  de  ciertas

medidas, los  buscadores  deben  actuar  con  “celeridad”  adecuada  en  el

“bloqueo”  del contenido  y  no  es  otra  que  la  “prontitud profusamente

referida  en  el  Derecho  Comparado.

 

Ello así, máxime cuando  la  conducta  tendiente  a  desligar  el  contenidopor

parte  de  la  Empresa  que  explota  el  Motor  de  Búsqueda, no  puede  ser  exi-

gida  sino  valorando  el  carácter  netamente  Técnico  y  Profesional  de  la  Acti-

vidad  que  desarrollan, con  tal  suerte  que  deberán  ser  altamente  diligentes

en  el  cumplimiento  de  una  órden  judicial con los alcances aquí reseñados,

teniendo  en  cuenta  los  derechos personalísimos  en  juego,  de  raigambre

constitucional  eventualmente  vulnerados.

 

Los  Magistrados  Luis Álvarez Juliá  y  Omar Díaz Solimine, condenaron  a  los

buscadores  a  pagar  a  la  exModelo  la  suma  de  $ 1,4  millones,en concepto

de  “daño  material”  y  “daño  moral”, (incluidos  los  intereses).

 

La  actora  denunció  por  1ª vez  en  el  año  2006  cuando  descubrió  que  su

nombre  se  relacionaba  con  sitios  web  con  contenidos  pornográficos,

y, a pesar  de  que  la  denuncia  fue  “desestimada en  1ª Instancia,apeló  has-

ta  llegar  a  la  Cámara  Nacional  Civil.

 

Los  Jueces  entendieron  que  la  relación  de  la  imagen  de  la  ex  modelo

no  era  compatible  con  su  pensamiento, ni  línea  de  conducta“, lo que

le  causó  “una  grave  ofensa  y  un  gran  desprestigio  a  su  persona“.

 

La  Sala  C  estimó  que  el  buscador  es  responsable  a  partir  del  mo

mento  del  efectivo  conocimiento  del  contenido  ilícito  de  una  

gina  web, y,de  no  procurar  el  bloqueo  del  resultado, sería  responsable

por  culpa.

 

Añadieron  que  la  naturaleza  ilícita –civil o penal-, de  estos  contenidos

es  palmaria  y  resulta  directamente  de  consultar  la  página  señalada.

 

Reza la sentencia:”La  persona  afectada  no  sólo  tiene  derecho  a  reclamar

que  el  intermediario  sea  diligente  en  la  cesación  del  dañosino que tiene

la  obligación  de  contribuir  a  la  viabilidad  de  ese  resultado”.

 

Según el fallo, los buscadores de Internet deberán ser altamente diligentes

en  el  cumplimiento  de  una  orden  judicial  e  incurrir  en  un  inmediato

bloqueo  de  la  información  agraviante, para  evitar  y/o prevenir de modo

más  seguro  su  posible  replicación”.

 

Asimismo, será  la  Empresa  la  que  debe  acreditar  el  momento  en  que

se  hizo  efectiva  la  orden  judicial,   con  expresa  descripción  de  la  forma

en  que  se  bloqueara  el  contenido  determinado.

 

Los  montos  que  deberán  abonar  Google  y  Yahoo  ascienden  a  $ 230.000,

y  240.000  respectivamente,  y  con  cifras  actualizadas  más  los  intereses,

se  llega  a  $  1.400.000  en  concepto  de  daño  material  y  moral.

_______________________

-EL  FALLO-

 

El  Dr.  Álvarez  Juliá  dijo:

I.La  demanda  es  instaurada  contra  Yahoo  de  Argentina  SRL  y  Google  Inc.

Motivó  el  inicio  de  estos  obrados,la  aparición  del  nombre  y  fotografías  de

la  actora  en  diversas  páginas  web  de  dudosa  reputación, a las  cuales

se  accedía  desde  los  buscadores  propiedad  de  los  demandados.

 

Dichas  imágenes  –sostiene-, aparecían  vinculadas  con  actividades  sexuales

no  compatibles  con  su  pensamiento,  ni  línea  de  conducta.

 

-Sentencia  de  Primera  Instancia-

Se  resolvió  el  rechazo  de  la  pretensión  resarcitoria  de  la  actora, con costas

en  el  orden  causado.

 

Para así decidir,luego  de  un  preciso  examen  de  la  forma  en  que  intervenían

los  buscadores  de  contenido  de  Internet  bajo  la  óptica  de  corte  técnico, en-

-tendió  que  la  responsabilidad  achacada  por  la  actora  debía  encuadrarse en

el  ámbito  de  la  responsabilidad  subjetiva“,con  fundamento  en  los  antece-

-dentes  del  Máximo  Tribunal.

 

En  esa  línea  de  ideas, juzgó  que  los  buscadores  no  son  responsables  por  la

información  a  la  que  dirijan  a  los  destinatarios  de  sus  servicios,siempre que

no  contenga  conocimiento  efectivo  de  que  la  actividad  o  información  a

la  que  remiten  o  recomiendan,  sea  ilícita.

 

Finalizó sosteniendo  que  los  responsables  son  aquellos  que instalaron el

nombre  y/o  imagen  de  la  actora  en  los  sitios  no  queridos  por  ésta, dado

su  contenido.

 

-Recurso-

Contra  dicho  pronunciamiento,se  alza  la  parte  actora, lo  que  fue  replicado

por  “Google  Inc.”.

 

II.-Sentencia  de  Cámara-

“La  óptica  con  la  que  corresponde  juzgar  la  eventual  procedencia  de  la  ac-

ción  es  la  que  proponen  las  normas  de  la  “responsabilidad  subjetiva”,

tamizando  la  actividad  desarrollada  por  los  sitios  que  ofrecen  servicio de

búsqueda  de  contenidos  bajo  la  conceptualización  de  la  “culpa”  y  lo

que  aprehenden  al  respecto,  los  arts.  1109  y  512  del  Código  Civil.

 

III.Del  Inadecuado  Tratamiento  de  la  Responsabilidad  de  los Accio

nados  por  el  Retardo  en  el  Bloqueo  del  contenido  en  su  búsqueda

 

(i).Se  alza  la  reclamante por  la  supuesta  ausencia  de  tratamiento  de  lo  que

se  desprendía  de  las  constancias  cautelares, obviándose  sopesar la conducta

reticente  de  ambas  accionadas  para  cumplir  con  la  orden  provisoria

de  bloqueo” impartida  el  15/09/2006,  la que recién fue cumplida  mucho

tiempo  después, luego  de  innumerables intimaciones  y  apercibimientos de

fijación  de  multas.

 

La  CNCiv.,Sala A, 28/10/14,in re Rodríguez, María  Belén c/ Google  Inc. s/da-

-ños  y  perjuicios“, sostuvo  como regla  que son  responsables los explo

tadores  de  los  motores  de  búsqueda  a  partir  de  la  existencia  de  un  co

nocimiento  efectivo  por parte  de  aquéllos  de  la  información lesiva  exis-

-tente  en  páginas  de  terceros  a  la  que  enlazan.

 

En  esa  línea  argumentativa, entendió:

En  cuanto  a  la  obligación  de  hacer  reclamada  hace  casi  nueve (9) años

consistente  en  eliminar  toda  vinculación  del  nombre,  la  imagen  y  las  fo-

-tografías  de  la  actora  con  sitios  y  actividades  de  contenido  sexual, erótico

y/o  pornográfico  a  través  de  los  buscadores  demandados, habré  de  señalar

que  debe  exigirse  a  quienes  explotan  motores  de  búsqueda  una  conducta  

diligente  consistente  en  eliminar  o  bloquear  el  acceso  a  los  contenidos  

ilícitos  de  los  que  han  tomado  conocimiento  efectivo, a  través  de  una  No-

tificación  puntual  al  buscador, en cada caso, ante  la  existencia  de  contenidos

nocivos  en  una  página. Pero  no  corresponde  una  ////ver pág 10 u 11

 

ii.Antes de adentrarme en el examen  de  las  constancias  de  la  causa  se  torna

ineludible  determinar  los  límites  bajo  los  cuales  debe  atribuirse 

responsabilidad  a  los “buscadores” por  la  inobservancia  en el cum

plimiento  de  una  orden  de  baja  de  enlace  a  datos  a  los  que  remite en

su  actividad  propia.

 

La  anemia  normativa  sobre  el  punto  conlleva  como  metodología  válida

de  examen  a  sopesar  la  temática  a  la  luz  de  las  pautas  propuestas  en  el

derecho comparado,  doctrina,  jurisprudencia  y  proyectos  legislativos

locales. 

 

-DERECHO  COMPARADO-

En los Estados Unidos de América,recayó recién en 2009 un pronunciamiento

de  la  Corte  de  Apelaciones  para  el  Noveno  Circuito  en  el  caso  Barnes  vs.

Yahoo !  Inc. en el que  se  sostuvo  que el  USI    podía  ser  responsable por

la aplicación de responsabilidad contractual  ya  que  Yahoo! se  había  com

prometido en forma manifiesta  a  retirar  el  contenido ilegítimo  lo  que,

posteriormente, no  había  realizado.

 

Ese compromiso obligaba  legalmente al USI a  bloquear  la información cues-

-tionada  por  la  actora,por  lo que  su  incumplimiento  permitía  responsabilizar

a  Yahoo !  no  como  el  emisor o  autor  de  la  información  sino por  incumpli

miento  contractual (Sarrabayrouse, Facundo  “Responsabilidad de los pro-

veedores  y  usuarios  de  servicios  de  Internet.El estado de la cuestión en el

derecho norteamericano“, en  Palazzi,  Pablo A., “La Responsabilidad Civil de

los Intermediarios de Internet“,  pág. 300/301).

 

El marco regulatorio de la Unión Europea  sobre la temática tiene como direc-

-tiva  eje  la  CE  2000/31  emitida  por  el  Parlamento

 

En España mediante  ley nº 34/2002  de Servicios  de  la  Sociedad de la In

formación y de Comercio Electrónico.En  concreto, el  art.16  determina  que:

Los Prestadores de  un  servicio  de  intermediación,consistente en albergar da-

-tos proporcionados por el destinatario de este servicio no serán responsables

por  la  información  almacenada  a  petición  del  destinatario,  siempre  que:

 

a) No tengan conocimiento efectivo  de  que  la  actividad  o  la  información  al-

-macenada  es  ilícita o que  lesiona  bienes o  derechos de  un  tercero suscep-

-tibles  de  indemnización;  o

 

b) Si lo tienen, actúen con diligencia  para  retirar  datos  o hacer imposible

el acceso a ellos.Se  entenderá  que  el  prestador tiene conocimiento efectivo al

que  se  refiere el  párrafo a),cuando  un  órgano  competente  haya  declarado  la

ilicitud  de  los  datos,  ordenando  su  retirada  o imposibilitando  el  acceso  

a  los  mismos.

 

En Chile  se  introdujo  con  la  Ley  20.345  una  modificación  a  su  Ley  de Pro-

piedad Intelectual.En uno  de  sus  puntos  más  relevantes  estableció  la  limita

ción  de  la  responsabilidad  de  los  Intermediarios  en  Internet, siempre

tras  la  toma  de  conocimiento  efectivo,y  todo  lo  relativo  al  sistema  de  baja

judicial  de  contenidos.En  tal  sentido  el  art. 85 Ñ. dispone  que Los pres-

tadores  de  servicios  que  temporalmente  almacenen  datos  mediante  un proce-

so  de  almacenamiento  automático  no  serán  considerados  responsables de

los datos almacenados  a  condición  que  el  prestador: d) Retire  o  inhabilite

en  forma  expedita  el  acceso  a  los  datos  en  cuestión.

 

Más  recientemente, Brasil  sentó  su  posición  en  la  Ley  12.965/2014,  en  la

que su art.19 establece,con el objetivo de asegurar la libertad de expresiónque

el  Proveedor  podrá  ser  responsabilizado  sólo  si  no  tomara  las  

diligencias  del  caso  después  de  notificada  de  la  orden  judicial  

específica.

 

En el ámbito local  existieron  distintos  proyectos legislativos  que replicaron

en cierta medida, los postulados  hasta  aquí  expuestos: proyecto  Jenefres;  o

proyecto  Pinedo  y  proyecto  Obligo  y  Pérez.

 

La  doctrina  del  Máximo Tribunal  en Rodríguez, María Belén c/ Google Inc.

s/daños  y  perjuicios del  28/10/2014, redunda en que el buscador a  partir 

del  momento  del  efectivo  conocimiento  del  contenido  ilícito de una página

web, la ajenidad”  del  buscador  desaparece  y,  de  no  procurar  el  bloqueo

del  resultado,  sería  responsable  por  culpa.

 

La responsabilidad  se  configura  en  la  medida que,  frente  a  una  situación  ilí-

cita, advertida  mediante  los  mecanismos  existentes, no  adopte las medidas

tendientes  a  obtener  la  cesación  de  las  actividades  nocivas, y  en  ese

casola falta es susceptible de ser apreciada  en  los  términos  de  los  arts. 512,

902,  1109  y  cc.  del  Cód.Civil.(Tomeo,  Fernando, “Las  redes  sociales  y su

régimen  de  responsabilidad  civil“, publicado  en  diario  La  Ley  del  14/5/10,

La  Ley, 2010C, 1025).

 

Los Ministros de la Corte  entendieron  que “En ausencia de una regulación

legal específica, conviene  sentar  una  regla  que  distinga  nítidamente  los

casos  en  que  el  daño  es  manifiesto  y  grosero,  a  diferencia  de  otros

en  que  es  opinable  y dudoso.

 

En los casos  en  que  el  contenido dañoso que  importe eventuales  lesiones al

honor  o  de  otra  naturaleza, pero  que  exigen un esclarecimiento  que deba

debatirse  o  precisarse  en  sede  judicial  o  administrativa, para  su  efectiva  de-

-terminación, cabe  entender  que  no  puede  exigirse  al  buscador que  su

pla  la  función  de  la  autoridad  competente  ni  menos  aún  la  de  los

jueces.Por tales razones, en estos casos, corresponde  exigir  la  notificación

judicial o administrativa competente,no bastando la simple comunicación del

particular que se considere perjudicado  y  menos  la  de  cualquier  persona

interesada” (considerando  nº  18  del  precedente  citado).

 

Otras pautas  para  resolver  el  thema decidendum  fueron  brindadas por  Tribu-

-nales Locales.Se sostuvo que razones de proporcionalidad  exigen que la parte

afectada  individualice  los  sitios  que  impugna  como  lesivos  al  honor  y

/o  a  la  imagen”.

 

“La naturaleza ilícita civil o penal-,de  estos  contenidos  es  palmaria  y  resul-

-ta  directamente  de  consultar  la  página  en  cuestión.La protección de manera

genérica  puede  conducir  a  un  bloqueo  excesivo,  sustrayendo  información 

que  interesa  a  la  comunidad   y  bloqueando  el  acceso  a  direcciones de  

contenido  lícito”.

 

“La persona afectada  no sólo  tiene derecho a reclamar que el intermediario

sea  diligente  en  la  cesación  del  daño  sino  que  tiene  la  obligación  de

contribuir a  la viabilidad  de ese resultado” (CNCyC, Sala I, 6/9/2012, “P., P.C.

c/ Yahoo  de  Argentina  SRL“; ídem, 14/2/2013,”Cupito, Alejandro M. c/Yahoo

de  Argentina  SRL y otro“).

 

Contrariamente  a  dicho  temperamento, la Sala H, sostuvo:

“No comparto  la  exigencia  de  que  se  identifique con precisión cuáles son

los enlaces  asociados  a  su  persona (URLs)  y  que  se  compruebe  el  daño 

q la  vinculación  ocasiona.La mayor parte  de  la  gente  no  es  tan  experta 

estas  cuestiones.En lo que respecta al  conocimiento  efectivo, basta  con

señalar, con precisión, el  hecho  que  supuestamente  causa  el  agravio“.

(03/12/2015,  O., P. L.  cGoogle  Inc.  s/ daños  y  perjuicios“).

 

Por último, en cuanto al  onus probandi  se  ha  sostenido que es  el  buscador

quién  se  encuentra  en  condiciones  técnicas  para  acreditar  en  qué  fecha

y  mediante  qué  metodología, procedió  a  dar  estricto  cumplimiento  a  la 

cautelar  decretada“. (CNCiv., Sala  H, 21/08/2014, A., M. A. G. c/ Yahoo

de  Argentina  SRL  y  otro  s/ medida precautoria“, La Ley,  29/10/2014).

 

ii.Para  que  quede  patentizada  la  culpa  de  las  compañías  que  ofrecen 

servicios  de  motores  de  búsqueda  de  contenidos  en  los  términos 

del  art. 1109,  se  requiere:

1.Un  efectivo  conocimiento  de  la  existencia  de  información  perni

-ciosa  para  un  tercero,  y

2.Su  pronta respuesta  tendiente  al  bloqueo  de  los  datos  a  las  que  in-

-dexan.

 

“Veamos.Existe  coincidencia  en  que  recién a partir  de  la  Notificación  a  las

search engines  de  la  existencia  de  un  contenido  lesivo,es  que  éstas  pueden

incurrir  en  una  deliberada  negligencia  por  el  retardo  en  el  cumplimien-

to  de  la  orden.

 

De  modo  que,  el  control  necesario  para  el  filtrado  que  deben  realizar  es

ex  post  o  a  partir  del  iter  que  les  hace  saber  de  la  comisión  de

una  infracción  por  parte  del  titular  del  dato  al  que  enlazan.

 

Los buscadores deben actuar con celeridad  adecuada  en  el  bloqueo del

contenido  y  no  es  otra  que  con  la  “prontitud”  profusamente  referida

en  el  derecho  comparado.

 

Los buscadores deben hacer el inmediato bloqueo de la información agraviante,

para  evitar  y/o prevenir  del  modo  más  seguro  su  posible  replicación.

La  conducta  tendiente  a  desligar  el  contenido  por  parte  de  la  empresa  que

explota el motor de búsqueda  no  puede ser  exigida  sino  valorando bajo    

la óptica del art. 902 del Cód. Civil-, el  carácter  netamente  técnico y  pro

fesional  de  la  actividad  que  desarrollan.

 

Con tal suerte que, deberán ser altamente diligentes en el  cumplimiento de

una orden judicial  con  los  alcances  aquí  reseñados.  Máxime, teniendo  en

cuenta  los  derechos  personalísimos en juego, de raigambre constitucional.

 

-Carga  de  la  prueba-

“Por encontrarse en  mejores  condiciones  técnicas  y  por  ser  ella  quién  carga

con  la  obligación  de  cumplir  con  la  orden  judicial,será  la  Empresa  la que

deba  acreditar  el  momento  en  que  hizo  efectiva  la  manda,  con  expresa  

descripción  de  la  forma  en  que  se  bloqueara  el  contenido determinado.

 

“Tampoco puede soslayarse el  correlativo  deber  del  pretenso  agraviado

quién  con  una  actitud  eminentemente  colaborativa debe  individualizar  y

denunciar los URLs de los que surja el daño a su persona  para completar 

la tarea ordenada al buscador“.Se  impone  en  la  persona  del  denunciante

la carga  de  individualización  de  la  página web  que contiene  el  dato,en  

pos  de  evitar  un  posible  quebrantamiento  a  la  libertad  de  expresión

por  un bloqueo  indebido, con  su  consecuente  desmedro  al  acceso a la

información.

 

iv.-Pruebas-

A  fs. 4  de  la  causa  obra  Acta  de  Constatación  expedida por el Escribano 

Públicodonde consta el ingreso en la página de internet   www.google.com.ar

y www.yahoo.com.ar  al  poner  que  busque, tanto  en  la  web  como  en

imágenes  el  nombre de “Luisa  Norbis aparece  en  la  Sección IMÁGENES.

 

Asimismo,en  la  sección  web que  se  vincula directamente,  accediendo a  

través  de  los  “buscadores  yahoo  y  google, con  sitios  de  contenido  sexual,

pornográfico,  de  acompañantes  sexuales  y  escorts actrices  y  modelos,

entre otras.

 

De  esta  forma, queda  acreditado y  constatado  el  hecho  que  la  actora  

es vinculada  a  páginas  de  contenido  pornográfico, venta  de  sexo,  

escorts, acompañantes sexuales.Asimismo  se  la  vincula  con  publicidad  no

autorizada  y  se  utilizan  en  google  y  en  yahoo!   sus  imágenes,  sin  

autorización  alguna.

 

-Cautelar  Innovativa-

Las circunstancias apuntadas merecieron  el  pedido  por  parte  de  la  actora,de

una  Medida  Cautelar  Innovativa, que ordenara la inmediata  eliminación  

del  nombre  y  Fotografías  que  vinculaban  a  la  actora  con  los  sitios

mencionados y  a  los  que  se  accedía  por  medio  de  los  buscadores“,

los  que  fueron  concretamente  individualizados  en  el  cuerpo  de  la  demanda.

 

La solicitud  tuvo  favorable  acogida  el  15/09/06.Se  resolvió: “Hacer saber a

los responsables  de  los  sitios  Yahoo !  de  Argentina  SRL  y  Google  Inc., que

dentro  de  los  dos (2) días deberán realizar los actos necesarios para eliminar

el  Nombre  y  Apellido  así  como  las  Fotografías  de  LUISA  NORBIS  de  los

sitios:  son  once (11)  sitios.-

 

Frente a las  notificaciones  cursadas dirigidas a  Google  Inc.” y  “Yahoo de

Argentina  SRL“, que datan  del  22/09/06  y  21/09/06  respectivamente,

los  emplazados  se  presentaron  ejerciendo  sus  propios  derechos.

 

Yahoo de Argentina SRL  lo  hizo  el  27/09/06.Alegó la imposibilidad  de

cumplimiento  de  la  medida“, en la forma dispuesta,  puesto  que  no  era  la

titular,  ni  responsable  de  los  once (11)  sitios  mencionados  en  la  reso-

lución.

No obstante, planteó  la  posibilidad  de  adopción  de  una  Medida  Alternativa,

esto es,  impedir  a  sus  usuarios  que  accedan  a  los  sitios  cuestionados,

a  través  de  su  buscador.

 

A su turno, Google Inc. con fecha 02/10/06  afirmó  haber dado  cumplimiento

en  tiempo  y  forma  en  cuanto  estuvo  a  su  alcance,acompañando anexo

con  sitios  que  pudo  identificar  y  bloquear.

 

Al  igual  que  Yahoo  hizo  mella, en  la  imposibilidad  de  eliminación  en

sus  patrones  de  búsqueda  de  los “sitios”  identificados, empero   po

día  bloquear  cierta  información  que  debía  precisarse  individualmente.

Solicitó  se  cursara  intimación  a  la  parte  actora  para  que  manifestara

cualquier “URL” adicional que  pudiese  integrar  su  pretensión de bloqueo.

 

-Incumplimientos  Sucesivos  de  la  Cautelar-Solicita  ampliación

La  parte  actora  denunció  el  incumplimiento  de  la  medida cautelar  ordenada

por  parte  de  “Google  Inc.”, tras comprobar  que  se  proseguía  vincu

lando  a  la  actora  con  una  página  web.

 

Solicitó  una  ampliación  de  la  medida  cautelar  que  alcanzara  a  la  búsque-

da  por  imágenes, ante  lo  que  se  ordenó  intimar  a  las  demandadas bajo

apercibimiento  de  multa-, para  que  en  el  plazo  de  cinco  días  dieran  cum-

-plimiento con  la  medida  oportunamente  ordenadaen  la  parte  que  dispone

la  eliminación  de  fotografías.

 

Otorgada  vista  a  la  parte  actora, quien  informó  que  continuaban  apare

ciendo  las  fotografías  en  el  Sistema  de  Búsquedas  por  Imágenes

de  Google  Inc.,por  lo  que  solicitó  se  hiciera  efectivo  el  apercibimiento  de

multa.

 

Lo  mismo  señaló  en  torno  a  la  codemandada  “Yahoo”, la  que  no  había

cumplido  con  la  manda  judicial  respecto  de  la  búsqueda  por  imágenes,

sino  también  respecto  de  uno  de  los  sitios.Lo  aquí  denunciado  fue  poste

riormente  constatado  por  el  Escribano  interviniente  en  el  Acta.

 

La  nueva  constatación  de  fecha  05/05/07  verificó  que  los  portales deman-

dados  se  vinculaba  el  nombre  de  la  actora  con  sitios  de  contenido por-

-nográfico y  escorts. Ello  originó  el  pedido  de  remisión  de  las  actua-

ciones  a  la  Justicia  Penal.

 

-Nueva  constatación-

Una  vez  más  a  fs. 406  la  parte  actora  informó  el  incumplimiento por

parte  de  las  accionadas,  aludiendo  que  ingresando  el  23/01/08  al  portal

de  Google  comprobó  que  no  había  dado  cumplimiento  con  la  orden  judi

cial  y  pidió  se  ampliara  nuevamente  la  cautelar  dictada, ordenándose  el

cese  inmediato  con  cualquier  tipo  de  vínculo  y  enlace  con  los  sitios

de  contenido  pornográfico,  sexual,  acompañantes.

 

Esgrimió  en  su  defensa  Google Inc.”  que  ninguno  de  los  resultados  que

aparecían  en  la  búsqueda  anexada correspondía  a  los  sitios  comprendidos

en  la  medida  cautelar.

 

La  actora, con  fecha 06/10/09  denunció nuevamente  el  incumplimiento de

la  cautelar,  en  tanto  continuaba  exhibiendo  Fotografías  e  Imágenes,  sin

autorización  alguna.-

 

El 10/11/09,  informó  “Google  Inc.” que  había  procedido  con  el  bloqueo del

buscador  de  Imágenes  que  surgían  de  la  denuncia  de  incumplimiento y que

motivó  la  intimación  antes  referida lo  que  finalmente  fue  consentido

por  la  parte  actora  a  fs. 516/517.

 

v.Ahora  bien, diré  que  aún  cuandocomo  quedara  explicitado  a  través del

desarrollo supra efectuado-, no  es  posible  la  eliminación  del  contenido

por  parte  de  los  buscadores. Sí  es  posible  la  “desindexación”  de 

los  contenidos  denunciadosa  los  que  remiten  o  reenvían  los  buscadores

 

VII.Por  lo  expuesto,  propongo  al  Acuerdo:

1)Revocar  la  sentencia  apelada, y  en  consecuencia, hacer  lugar  a  la  deman-

da  entablada  contra  Yahoo  de  Argentina  S.R.L.”  y  Google  INC.”  impo-

-niéndoles  las  costas  por  haber  resultado  vencidas (art. 68, CPCCN);

2) Fijar  el  resarcimiento  a  abonar  por  Google  Inc.” en  concepto  de  daño

material  y  daño  moral  en  las  sumas  de  $ 150.000  y  $ 80.000,

respectivamente,con  más  sus  intereses  de acuerdo con lo establecido en el

apartado V:Tasa  Activa  Cartera  General  (Préstamos)Nominal  Anual  Vencida

a  treinta (30) días  del  Banco  de  la  Nación  Argentina, desde  la  notificación

de  la  demanda  cautelar  y  hasta  el  efectivo  pago.

3)Acordar  una  indemnización  a  satisfacer  por  “Yahoo  de  Argentina  SRL“,

por  las  partidas  “daño  material”  y “daño  moral en  los  montos  de  pesos

$ 80.000  y  $  160.000,  respectivamente, con  más  los  intereses  de  acuerdo

con  lo  establecido  en  el  apartado V: (los  del  punto  2)  precedente)

4)Las  costas  de  la  alzada  se  imponen  a  los  codemandados  vencidos.

 

-S E N T E N C I A-

Buenos  Aires,  de  Mayo  de  2017.

Y  VISTOS:  Por  la  votación  que  instruye  el  Acuerdo  que  antecede, SE

RESUELVE:

1)Revocar  la  sentencia  apelada;  consecuentemente,  haciendo  lugar  a  la

demanda  entablada  contra  Yahoo  de  Argentina  SRL”  y  “Google  Inc.”,

imponiéndoles  las  costas  por  haber  resultado  vencidas (art.68, CPCCN).

2)Fijar  un  resarcimiento  a  abonar  por  “Google  Inc.”  en  concepto  de

daño material” y daño moral en  las  sumas  de  $ 150.000  y  $ 80.000,

respectivamente, con  más  sus  intereses  de  acuerdo  a  lo  establecido en

el apartado V: Tasa  Activa  Cartera  General (Préstamos) NominalAnual,

Vencida  a  treinta (30)  días  el  Banco  de  la  Nación  Argentina, desde 

la  notificación  de  la  demanda  cautelar   y  hasta  el  efectivo  pago.

 

3) Acordar  una  indemnización  a  satisfacer  por  Yahoo  de  Argentina

SRL  por  las  partidas  daño material  y  daño moral  en los montos

de  $ 80.000  y  $  160.000,  respectivamente, con  más  los  intereses

de  acuerdo  con  lo  establecido  en  el  apartado V: (ídem punto 2).

4)Las  costas  de  la  Alzada  serán  soportadas  por  las  demandadas

vencidas (art. 68  del  Código  de  rito).

Por razones análogas a las expuestas, el Dr. Díaz  Solimine  adhiere  al

voto  que  antecede.

Firmado:

Luis  Álvarez  Juliá.-Omar Luis  Díaz  Solimine.-

_________________________________

 

Artículos relacionados...

Leave a Comment

Previous post:

Next post: