La Corte Suprema Rechazó la Demanda de Chevrón En Procura de la Devolución Créditos Fiscales IVA Por Cumplimiento Plazo Prescripción Interrumpida Dos Veces.No a la Dispensa de Prescripción. Tema del Plazo Aplicable

by Dra. Adela Prat on junio 2, 2015

CAF  10877/2.010/CAI-CSA1

“Chevron  Argentina  SRL  c/ EN-AFIP-DGI-Resol. 98/09 s/D.G.I”  –  CSJN –

19/05/2.015.- 

VISTOS  los  Autos  caratulados……………………………,  y

CONSIDERANDO:

1º).-Que,  la  Sala  III  de  la  Cámara  Nacional  de  Apelaciones  en  lo  Contencioso  Administrativo

Federal,  al  Confirmar  la  Sentencia  de  la  Instancia  Anterior,  Rechazó  la  Demanda  deducida

con  el  Objeto  de  Obtener  la  Revocación  de  la  Resolución  98/09  (DE  LGCN),  de  Fecha  16/10/

2.009,  mediante  la  cual  el  Organismo  Fiscal  Mantuvo  el  Criterio  expuesto  en  el  Acto  Adminis-

trativo  dictado  el  20/05/2.009  y,  en  consecuencia,  consideró  Operada  la  Prescripción  de  la

Acción,  conforme  último  párrafo  del  Art. 56,  Ley  Nº  11.683 (t.o. 1998  y  modificaciones),  Res-

-pecto  de  Solicitudes  Presentadas  por  la  Actora,  Para  Obtener  la  Devolución  de  ciertos  Crédi-

-tos  Fiscales  en  concepto  de  IVA.-

2º).- Que,  el  Tribunal  a  quo,  señaló:  que  resultan  relevantes  los  siguientes  Hechos  que  Tu-

-vo  por  Acreditados“.

a).- Que,  el  05/09/2.002,  la  Actora  Inició  un  Pedido  de  Devolución  de  Créditos  Fiscales  re-

-lativos  al  IVA    por  los  Períodos  Comprendidos  entre  los  Meses  de  Sep./2.002  y  Febrero  de

2.002  originados  en  sus  Operaciones  de  Exportación.-

b).-Que,  el  31/01/2.003,  la  DGI  Hizo  Lugar  a  las  Devoluciones  peticionadas  y  Emitió  las

respectivas  Notas  de  Reintegro.-

c).- Que,  el  29/05/2.009,  la  Demandada  le  Comunicó  a  la  Actora,  que  se  Había  Operado  la

Prescripción  Quinquenal  prevista  en  el  Art. 56 (último  párrafo) Ley  11.683,  Criterio  que  fue

Confirmado  por  el  Fisco  Nacional  al  emitir  la  Resolución  98/09  (DE  LGCN).-

En cuanto al Fondo de la Cuestión tras reproducir  el  texto  del  citado  Art.56 (último  párrafo),

afirmó  que  de  Su  Letra  se  desprende  que  el  Legislador  ha  Utilizado  una  expresión  Amplia  al

Establecer  que  prescribirán  a  los  cinco  (5)  años  Todas  las  Acciones  para  exigir  el  Recupero  

o Devolución,  sin  Diferenciar  los  Supuestos  en  los  que  la  Administración  Fiscal  ha  Dictado  un

Acto  que  Concede  la  Solicitud  de  Devolución  del  Tributo  y  aquéllos  en  los  que  no  ha  Emitido

tal  Acto,  razón  por  la  que,  para  desentrañar  el  Sentido  de  la  Ley, Sólo  se  Refiere  al  Lapso  que

Posee  el  Contribuyente  para  Interponer  el  Pedido  de  Devolución;  Pero  Una  Vez  Que  el  Fisco

ha  Reconocido  su  Procedencia,  la  Acción  Para  Perseguir  el  Cobro  debe  quedar  sujeta  al  Plazo

de  Prescripción  Genérico  de  10  Años  que  establece  el  Art. 4.023,  Cód.  Civil.-

El  Tribunal  a  quo  agregó  que  la  inteligencia  del  Art. 56,  Ley  11.683  Debía  ser  Establecida

atendiendo  a  las  Particularidades  del  Derecho  Tributario,  esto  es,  a  la  Primacía  de  los

Textos  que  le  son  Propios  o  su  Espíritu  y  a  sus  Principios,  y  que  Sólo  con  Carácter  Supleto-

-rio  o  Secundario,  Correspondía  acudir  a  los  que  Pertenecen  al  Derecho  Privado.-

Expresó  que  Aún  Cuando  Exista  un  Acto  que  Interrumpa  la  Prescripción  vgr.  el  reconoci-

-miento  de  la  Obligación  por  Parte  del  Fisco  ello  no  altera  la  Naturaleza  de  la  Obligación

Originaria,  sino  que  Sólo  nace  el  Cómputo  de  un  Nuevo  Término  Liberatorio  conforme  el

Específico  Régimen  tributario  y,  dicho  Término  NO  es  otro  que  el  Previsto  en  el  mencionado

Art. 56,  de  la  Ley  de  Procedimiento  Tributario.-

Sobre  tales  Bases,  Afirmó  que  los  Reintegros  o  Devoluciones  “… Fueron  Formalmente  Conce-

-didos  el  31/01/2.003  (fs. 75/87)  por  lo  que  de  acuerdo  con  el  Art. 56  el  Plazo  Comenzó

a  Correr  el  31/12/2.008.-

Por  ende,  a  la  fecha  en  que  el  Fisco  Comunicó  la  Prescripción  debatida  en  Autos,  esto  es,

el  29/05/2.009,  el  Plazo  se  Encontraba  Sobradamente  previsto  en  el  Último  Párrafo  del

Art. 56  de  la  Ley  11.683,  pues  dicho  párrafo  ha  sido  Incorporado  por  la  Ley  25.795,  con

Posterioridad  a  que  la  Actora  Presentara  las  Solicitudes  de  Devolución  del  Crédito  Fiscal  y

el  Fisco  Admitiera  su  Procedencia, no  ha  Sido  Expuesto  en  sede  Administrativa  Antes  del

del  Dictado  de  lo  Ocurrido  en  Otros  Casos  resueltos  por  el  Tribunal,  la  Actora  Podrá

Defender  su  Postura,  puesto  que  Aquélla  Norma  se  Encontraba  Vigente (conf. Art. 3º  de  la

Ley  25.795,  “Municipalidad  de  MonteCristo  (T.F.- 18.706I) c/ DGI“,  sentencia  del  30/10/12,

y  “Fundación  Emprender”  (T.F.- 20.679I) c/ DGI“,  sentencia  del  05/03/2.013).-

Tal  Planteo  Tampoco  Fue  Propuesto  Para  su  Oportuno  Tratamiento  Ante  los  Jueces  de  las

Instancias  Anteriores.-

Más  aún,  en  Atención  a  que  la  Posición  de  la  Actora  en  el  Pleito  se  Ha  Sustentado  desde

un  Inicio  en  el  alcance  que  le  Pretende  Atribuir  el  Segundo  Párrafo  del  Art. 56,  su  Conduc-

ta,  además,  Exhibe  Una  Contradicción  Con  Sus  Propios  Actos  que  Conlleva  el  Rechazo  del

del  Agravio  contenido  en  el  Memorial (doctrina  de  Fallos:  315 : 1738;  319 : 225;  397  y  2233;

321 : 121  y  2530,  323 :  3765;  324 :  1967,  entre  muchos  otros).-

3º).- Que  contra  la  Sentencia,  la  Actora  dedujo  el  Recurso  Extraordinario  de  Apelación,  que

fue  Concedido  a  fs …  y  que  Resulta  Formalmente  Admisible,  pues  se  Dirige  contra  una  Sen-

-tencia  Definitiva,  dictada  en  una  Causa  en  la  que  La  Nación  es  Parte,  y  el  Valor  disputado,

Sin  sus  Accesorios,  Excede  el  Mínimo  Legal  previsto  en  el  Art. 24, inc. 6º, ap. a) del  Decreto

-Ley  1285/58  y  la  Resolución  Nº 1.360/91  de  esta  Corte, Vigente  cuando  Fue  Notificado  el  Fa-

-llo.-

4º).- Que,  No  Obstante  la  Admisibilidad  Formal  antes  señalada,  el  Recurso  Interpuesto  debe

Desestimarse. En  efecto,  por  una  parte,  en  aquél  se  Introducen  Planteos  que  no  han  sido  lle-

-vados  al  Conocimiento  de  los  Tribunales  Inferiores,  Razón  por  la  que,  según  lo  expresado  

Reiteradamente  el  Tribunal,  son  Fruto  de  una  Reflexión  Tardía  que  Impide  su  tratamiento  en

esta  Instancia  Ordinaria.-

En  este  Sentido,  Corresponde  señalar  que  la  Argumentación  en  Subsidio  consistente  en  que

no  es  Posible  Aplicar  el  Plazo  de  Prescripción  de  cinco  (5)  Años  previsto  en  el  último  párrafo

del  Art. 56  de  la  Ley  Nº 11.683,  pues  dicho  párrafo  ha  sido  incorporado  por  la  Ley  25.795, 

con  Posterioridad  a  que  la  Actora  Presentara  sus  Solicitudes  de  Devolución  del  Crédito  Fiscal

y  el  Fisco  Admitiera  su  Procedencia,  no  Ha  Sido  expuesta  en  Sede  Administrativa  Antes  del

dictado  de  la  Resolución  98/09  ( DE  LGCN)  que  Aquí  se  Impugna.-

Cabe  Destacar  que  También  resulta  Ajeno  al  Ámbito  Cognoscitivo  del  Tribunal  el  Argumento

que  el  Apelante  Introduce  en  Esta  Instancia  consistente  en  que,  a  todo  evento, corresponde-

-ría  Aplicar  “…el  Instituto  de  Dispensa  de  la  Prescripción  del  Art.  3.980  del  Código  Civil“,pues

Existirían  Causas  que  Imposibilitaron  la  Prosecución  del  Crédito.-

5º).- “Los  restantes  Planteos  traídos  a  Conocimiento  de  esta  Corte  no  constituyen,  como  es

Imprescindible,  una  Crítica  Concreta  y  Razonada  de  los  Fundamentos  desarrollados  por  las

Instancias  Anteriores,  Circunstancia  Que  Conduce  a  señalar  la  Deserción  del  Recurso…….”

6º) Ello  es  Así,  en  primer  término,  Porque  en  Ningún  Pasaje  de  la  Sentencia  se  ha  Expresado

lo  que  indica  el  Apelante,  esto  es,  que  el  Plazo  de  Prescripción  establecido  en  el  último  párra-

-fo  del  Art. 56,  Ley  11.683  Pueda  Desdoblarse  en  Dos  Circunstancias,  es  decir,  Primero  se

Cuenta  para  Solicitar  la  Devolución,  y  luego,  renace  y  se  Vuelve  a  Contar  para  Exigir  el  Co-

-bro,  ni  resulta  Fiel  reflejo  de  lo  decidido,  la  Afirmación  relativa  a  que  el  a  quo  Admitió  la

Aplicación  de  Dos  Plazos  de  Prescripción  distintos  y  sucesivos…”.  “Uno  para  el  Reconoci-

-miento  y  Otro  para  el  Cobro“.-

En  efecto,  si  se  Repasan  los  términos  de  la  Sentencia,  se  advierte  que,  precisamente,  el  argu-

-mento  Central  Ha  Sido  que  el  Plazo  de  Prescripción  previsto  en  el  Art.56  in  fine,  Para  Exigir

el  Recupero  o  Devolución  del  Tributo  es  Único,  pues  aquél  Precepto  utilizó  una  expresión  ge-

nérica  que  Alcanza  “… a  Todas  las  Acciones  Tendientes  a  Exigir  el  Recupero  o  Devolución  de

Impuestos,  Sin  Distinguir  entre  aquélla  Devoluciones  que  ya  hubiesen  sido  Concedidas  o   las

que  NO  las  hubiesen  sido de  Forma  Tal  que, Debe  Considerarse  que  Ambos  Supuestos  se  En-

-cuentran  Comprendidos  en  la  Norma…”

-Respecto  de  la  Interrupción  de  la  Prescripción-

“En  la  Sentencia  se  Ha  Producido  Una  causal  de  Interrupción  de  la  Prescripción:

El  Reconocimiento  de  la  Obligación  Por  Parte  del  Fisco.  En  consecuencia,  correspondería

comenzar  a  Computar  Nuevamente  en  Forma  Completa  el  Mismo  Término,  en  Tanto,  la  Inte-

-rrupción  de  la  Prescripción  Hace  Renacer  el  Cómputo  del  Plazo;  pero  no  genera  la  Novación

de  la  Obligación  primitiva.-

Puesto  que  Este  Razonamiento  del  a  quo  no  Ha  Sido  Rebatido  por  la  Actora, También  carece

de  Fundamento  la  Afirmación  relativa  a  que  Habría  que  Aplicar  el  Plazo  decenal  (10  Años ),  

previsto  en  el  Art.  4.023  del  Código  Civil,  pues  “…Hay    un   vacío  legal  respecto  al  Renaci-

-to  de  un  Nuevo  Plazo  de  Prescripción…”  y,  por  lo  tanto,  debe  Acudirse  a   “…las  reglas  de

Prescripción  que,  al  Respecto,  Vienen  Contenidas  en  el  Código  Civil,  por  remisión  obligatoria.-

Tal  Aseveración  es  Opuesta  a  la  Finalidad  que  ha  Tenido  la  Ley  25.795,  al  Incorporar  el  Últi-

-mo  Párrafo  del  Art. 56  de  la  Ley  Nº  11.683,  esto  es,  Zanjar  la  Discusión  Existente  Antes  de

su  dictado  Acerca  de  Cuál  era  el  Plazo  de  Prescripción  Aplicable  a  las  Acciones.-

Para  Exigir  el  Recupero  o  la  Devolución  de  Impuestos  y,  el  Legislador  ha  Manifestado  con

claridad  Su  Voluntad  de  Homogeneizar  el  Término  de  Prescripción  de  cinco  Años  “….Para

reclamar  los  Créditos  Fiscales  Indebidamente  Acreditados,  Devueltos  o  Transferidos…,

Previendo  de  manera  simétrica  que  las  Acciones  para  Exigir  el  Recupero  o  la  Devolución Pres-

-cribirán  Cuando  Transcurra  dicho  Plazo  contado  a  partir  del  1º  de  Enero  del  Año  Siguiente  a

la  Fecha  desde  la  cual  Sea  Procedente  dicho  Reintegro.-

(Ver  Mensaje  221  del  PEN;  del  17/06/2.003,  que  Elevó  a  consideración  del  Congreso Nacional

el  Proyecto  de  Ley  25.795,  Antecedentes  Parlamentarios,  La  Ley, 2004,  B,  págs. 1.307   y

1.308).- 

En  consecuencia,  Ante  la  Existencia  de  Una  Disposición  Específica  en  la  Ley  de  Procedimiento

Tributario  – que  contempla  la  situación  aquí  discutida-,  no  puede  considerarse  que  haya  un

Vacío  Normativo  que  justifique  acudir  a  las  Normas  del  Derecho  Común  a  Fin  de  resolver  el

Punto,  Ni  resulta  Aceptable  Torcer  El  Sentido  de  la  Norma  Convirtiendo  en  estéril  el  texto  cu-

-ya  incorporación  dispuso  la  Ley  antes  mencionada.-

Es  Pertinente  Señalar  que  Ante  la  Ineficacia  de  las  Argumentaciones  del  Apelante  Para  Susten-

-tar  la  Aplicación  de  la  Prescripción  Decenal  prevista  en  el  Ordenamiento  Civil, resulta  Innece-

-sario  Examinar  Cuál  Es  el  dies  a  quo  Para  Contabilizar,  en  el  Caso,  el  Plazo  de  cinco  (5)

Años  del  Art. 56  de  la  Ley  Nº  11.683,  pues  si  la  Interrupción  de  la  Prescripción  se  produjo  en

 la  Solicitud  de  Devolución  (05/09/2.002)  como  lo  Ha  Sostenido  la  Actora,  o  bien,  con  el

Reconocimiento  de  la  Obligación  por  Parte  del  Fisco (31/01/2.003)  como  lo  ha  decidido  el

a  quo,  en  Ambos  Casos  Aquél  Términoaún  contado  a  partir  del  1º  de  Enero  del  Año  Siguien-

-te  a  las  Fechas  Indicadas  se  Hallaba  Cumplido  en  el  Momento  en  que  el  Fisco  le  Comunicó

a  la  Actora  que  Había  Operado  la  Prescripción (29/05/2.009).-

7º).- Que,  por  último,  la  Insuficiencia  del  Recurso  comprende  También  al  restante  Fundamento

de  la  Cámara  Para  Tener  Por  Prescripta  la  Acción,  esto  es,  que  el  Hecho  de  que  el  Organismo

Fiscal  “…No  Haya  Informado  al  Contribuyente  la  Fecha  en  que  Serían  Devueltos  los  Fondos

Solicitados  o  que  la  Actora  se  Hubiese  Encontrado  Sujeta  a  Un  Sumario  por  Parte  del  Banco

Central  de  la  República  Argentina  por  un  Supuesto  Incumplimiento  en  su  obligación  de  liqui-

-dar  Divisas…”  no  Constituian  Supuestos  de  Suspensión  o  Interrupción  con  aptitud  para  inci-

-cidir  en  el  Cómputo  del  Plazo  de  Prescripción.-

En  efecto,  el  disenso  del  Apelante  con  la  Solución  Adoptada  por  el  a  quo  se  centra  en  que  las

Resoluciones  que  Dictó  la  Administración  Reconociendo  su  Crédito  eran  Definitivas  pero  no

Ejecutivas  en  tanto  su  Cobro  dependía  del  Dictado  de  “…Un  Acto  Concreto  del  Fisco,  como

lo  es  la  Fijación  de  la  Fecha  de  Cobro(fs.  323  vta.) Sin  embargo,  Tal  Aseveración  no  Logra

Controvertir  la  Afirmación  de  la  Cámara  acerca  de  que,  Aunque  Es  Cierto  que  el  Fisco  no  le

le  Comunicó  a  la  Actora  la  Fecha  en  los  Fondos  se  encontrarían  a  su  Disposición,  las  Notas

de  Reintegro  eran  Suficientemente  Explícitas  en  cuanto  Hacían  Lugar  a  la  Devolución  de  cada

uno  de  los  Montos  reclamados  bajo  el  Régimen  de  Reintegro  Anticipado  (Resolución (G) 1.101)

y,  en  consecuencia,  la  Actora  se  Hallaba  Habilitada  Para  Pedir  ante  la  Administración  o  Por

Por  Vía  Judicial  la  Fijación  de  un  Plazo  Para  que  se  Efectivice  el  Pago, o  bien,  lisa  y  llana-

-mente,  Para  exigir  su  Pago.-

Cabe  Señalar  que,  Aunque  es  Verdad  que  la  Inactividad  del  Acreedor  en  el  Reclamo  de  su

derecho  requiere  que  el  Crédito  sea  Cierto  y  Exigible  y,  por  lo  tanto,  que  aquél  tenga  Expedi-

-tas  las  Acciones  Legales  Para  Exigir  Ante  el  Deudor  el  Inmediato  Cumplimiento  de  la  presta-

-ción 2.

La  Sentencia  Afirmó  que  la  Actora  ha  Tenido  “un  Proceder  ciertamente  Displicente“,  pues

Tuvo  Certeza  sobre  su  Crédito,  Pudo  Perseguir  su  Reconocimiento  y,  sin  embargo, Permaneció

“…en  una  Total  Inactividad  por  un  Plazo  Mayor  a  seis  (6)  Años,  Absteniéndose  de  Instar  si-

-quiera  Mínimamente  el  Pago  que  le  Era  debido…”,  lo  cual  no  fue  Refutado  por  el  Recurren-

-te.-

En  efecto,  si  la  Administración  Reconoció  la  Procedencia  de  las  Devoluciones  Pero  no  estable-

-bleció  Ni  hizo  saber  la  Fecha  concreta  en  que  se  haría  Efectiva  la  Entrega  de  los  Fondos, pue-

-de  colegirse  –como  lo  hizo  el  a  quo  que  la  Actora  estaba  en  Condiciones  de  Solicitar  la  Fija-

-ción  de  dicha  Fecha,  pues  el  mínimo  de  Diligencia  que  es  dable  requerir  a  los  Administrados

Indica  que  Éstos  deben  utilizar  los  remedios  que  las  Normas  de  Procedimiento  Ponen  a  su  

Disposición.-

Por  otra  parte,  el  Señalamiento  de  la  Cámara  no  aparece  Irrazonable  pues,  si  como  el  Apelan-

-te  lo  Indica,  la  Actora  se  Encontraba  Imposibilitada  de  Liquidar  Divisas  por  la  Existencia  de

Sumarios  con  el  Banco  Central…”  y,  tal  circunstancia,  obstaba  a  que  la  Administración  Federal

de  Ingresos  Públicios  Liquidara  los  Fondos  en  concepto  de  Devoluciones  del  IVA, –conforme  Re

-solución  29/02  (ME)  y  las  Normas  Allí  Citadas no  Debió  Permanecer  en  un  estado  de  com-

-pleta  Pasividad,  Consintiendo  con  su  Actitud  la  Inactividad  que  le  atribuye  la  Administración,

Máxime  si  se  Advierte  que  el  Cómputo  del  Plazo  de  Prescripción  no  Puede  ser  Sujetado  a  la

Voluntad  del  Acreedor,  Supliendo  -incluso  su  Propia  Negligencia.-

Ni  Es  Posible  Mantener  sine  die  la  Sustanciación  de  un  Procedimiento  para  ventilar  en  él  cues-

-tiones  que,  al  no  ser  esgrimidas  por  los  Interesados  en  el  Momento  Oportuno, Configuran  una

Inacción  que  la  Ley  interpreta  como  Desinterés  y  Abandono  del  Proceso  por  parte  de  Aquéllos

(Fallos:  334 : 62;  Considerando  16).- 

Por  ello,  se  declara  Desierto  el  Recurso  Ordinario  de  Apelación.  Con  costas.  De  Forma.-

Fdo:  Ricardo  Luis  Lorenzetti.- Elena  I.  Highton  de  Nolasco.-  Juan  Carlos  Maqueda.-

_______________________________________________________________

 

 

 

 

Artículos relacionados...

Leave a Comment

Previous post:

Next post: