Derechos de Consumidores Bancarios. Caso Concreto de Comunicación de la Existencia de Un Juicio Colectivo

by Dra. Adela Prat on diciembre 3, 2014

DERECHOS  DE  LOS  CONSUMIDORES  BANCARIOS

 

COMUNICACIÓN  DE  LA  EXISTENCIA  DE  UN  JUICIO  COLECTIVO

 

LA  CÁMARA  MANTIENE  LA  ORDEN  DE  PUBLICAR  EDICTOS  PERO  LA  LIMITA

 

PUBLICACIÓN  DE  UN  BANNER  EN  EL  SITIO  WEB  DEL  BANCO  DEMANDADO

 

 

29369/2010 -“Asociación  por  la  Defensa  de  Usuarios  y  Consumidores  c/ Banco  Santander  Río  

S.A.  s/  Ordinario”  –  CNCOM  –  SALA  D  –  30/10/2014

 

La  Cámara  Nacional  de  Apelaciones  en  lo  Comercial  –  con  el  voto  de  los  Sres.  Jueces  Dr.  Pablo  Heredia,

Dr.  Gerardo  E.  Vasallo  y  Dr.  Juan  José  Dieuzeide  –  resolvió:

a)   Admitir  parcialmente  los  recursos  de  fs.  (…)  y  fs.  (…)  con  el  alcance  expuesto  en  el  punto    

de  este  pronunciamiento.

 

b)  Distribuir  en  el  orden  causado  las  costas  devengadas  por  ambas  apelaciones.

c)  Dejar  sin  efecto  el  registro  de  este  proceso  en  la  institución  privada  señalada  en  fs. (…), y

ordenar  que  el  mismo  se  efectúe  del  modo  previsto  en  la  Acordada  nº  32/2014  dictada  por  la  Corte

Suprema  de  Justicia  de  la  Nación  con  fecha  01/10/2014.

 

– I – Sentencia  de  Primera  Instancia

El  Sr.  Juez  de  Primera  Instancia  decidió  el  modo  en  que  debe  comunicarse  la  existencia  de  este

juicio,  a  los  efectos  de  los  consumidores  o  usuarios  que  deseen  receder  se  manifiesten  antes  del  

dictado  de  la  correspondiente  sentencia  definitiva  (Art. 54,  segundo  párrafo,  Ley  24.240).

 

A  tal  fin  dispuso  suscintamente  que:

(i)  la  actora  publique  edictos  por  cinco  (5)  días  en  el  diario  Clarín – al  menos  dos  de  ellos  en  página

impar  en  día  domingo,  con  un  tamaño  mínimo  de  media  hoja,

(ii)  la  demandada  acompañe  en  no  más  de  veinte (20)  días  un  Listado  de  clientes  y  ex  clientes  a

los  que  se  haya  incrementado  las  comisiones  por  “cheques  pagaderos  por  caja,  depósitos  por  caja

o  depósitos/otras  transacciones”  y,  asimismo,  les  informe  sobre  la  existencia  del  juicio  mediante

liquidaciones  o  cartas   dirigidas  a  sus  domicilios,  y

(iii) se  comunique  la  existencia  de  este  proceso  a  la  Fundación  Mercado y  Transparencia“.

 

Finalmente,  suspendió  el  trámite  de  las  actuaciones  hasta  tanto  se  publiquen  los  edictos  antedichos

y  se  cursen  las  comunicaciones  pertinentes.

Contra  tal  decisión,  ambas  partes  dedujeron  Recursos  de  Reposición  con  Apelación  en  subsidio

El  Magistrado  anterior  denegó  los  primeros  y  concedió  las  apelaciones  subsidiarias. 1  y  2

 

–  II  –  Sentencia  de  la  Cámara  que  admite  parcialmente  los  recursos

Los  Sres.  Jueces  de  Cámara  señalaron con  los  alcances  que  seguidamente  se  expondrán,  ambos

recursos  deben  ser  parcialmente  admitidos.

 

Luego  de  transcribir  el  segundo  párrafo  del  Art.  54  de  la  Ley  24.240,  los  Magistrados

afirmaron  que  la  decisn  del  Magistrado  anterior  consistente  en  ordenar entre  otras  medidas  la

publicacn  de  edictos  en  un  diario  de  circulacn  masiva  con  ciertos  recaudos  mínimos,  resultó

ajustada  a  derecho  y  en  principio  adecuada  al  trámite  de  la  causa”.

 

Remarcaron  que  se  dice  `en  principio´,  porque:  i. no  existen  normas  adjetivas  específicas  en  la  Ley

24.240  respecto  de  cómo  debe  practicarse  la  comunicación  a  los  Usuarios  y  Consumidores  en  los

términos  del  Art.  54  y,  ii.  la  Corte  Federal  dejó  librada  su  implementación  a  la  libre  convicción  y

prudencia  judicial,  bajo  las  directrices  enunciadas  –entre  otros–  en  el  fallo  “Padec  c/ Swiss  Medical“.

 

Por  lo  tanto  considerando  esas  concretas  directrices,  la  Sala  estima  que  en  este  particular  caso,

donde  ambas  partes  postulan  – de  diferentes  modos  pero  en  conclusión  afín  la  revocación  de  la

orden  de  publicar  edictos,  corresponde  modificar  parcialmente  la  decisión  del  Juez  a  quo.  Ello

pues,  en  líneas  generales,  se  comparte  lo  expresado  por  la  Fiscal  General  subrogante,  en  cuanto

a  que  la  publicacn  edictal,  tal  como  fue  ordenada  en  la  especie,  resulta  `irrazonable´”.

 

Continuando  con  la  argumentación  los  Magistrados  afirmaron  “se  mantendrá  la  orden  de  publicar

edictos  con  la  finalidad  y  modalidades  dispuestas  por  el  Magistrado  anterior  que  no  sean  materia

de  expresa  revocación,  pero  limitándola  a  dos  (2)  días  en  la  edición  impresa  del  diario  Clarín

(domingo  y  lunes)  con  un  tamaño  que  permita  a  los  lectores  acceder,  mediante  el  uso  de  una  letra

adecuada  y  fácilmente  legible,  al  contenido  indicado  por  el  Juez  a  quo,  en  un  aviso  no  inferior

a  un  cuarto  de  página.”

 

Como  medida  adicional  que  podrá  resultar  de  utilidad  en  el  caso  (considerando  que  el  objeto  de  la

demanda  se  dirige  a  tutelar  intereses  de  clientes  y  ex  clientes  de  la  Entidad  Bancaria  demandada)

se  dispondrá  que  en  su  sitio  web (particularmente  en  la  portada  o  home)  se  publique  un  “banner”

en  la  parte  superior  derecha (con  un  tamaño  no  inferior  a  un  cuarto  de  página),  por  el  término  de

veinte  (20)  días  corridos.

Esta  tarea  debe  ser  realizada  por  el  Banco  demandado   a  su  costa  en  no  más  de  diez  (10)  días  de

notificada  la  presente  resolución,  bajo  apercibimiento  fijado  por  el  Juez  a  quo“.

 

Al  cumplir  con  la  orden  dispuesta  por  el  Magistrado  anterior,  se  excluirá  también  a  las  personas

físicas  o  jurídicas  que  hayan  denunciado  actividad  mercantil  para  integrar  el  segmento:

Banca   Empresa  o  Banca  Pymes  y  Comercios“.

 

Atendiendo  a  que  la  Corte  Suprema  de  Justicia  ha  dispuesto  la  creación  y  puesta  en  funcionamiento

de  un  “Registro  Público  de  Procesos  Colectivos  radicados  ante  Tribunales  del  Poder Judicial  de  la  Nación

(Acordada  Nº  32/2014,  del  01/10/14),  se  deja  sin  efecto  la  difusión  ordenada  por  el  Juez  a  quo

en  el  Registro  privado  de  la  Fundación  Mercado  y  Transparencia  y  se  dispone  que,  en  su  oportunidad

y  de  acuerdo  con  la  reglamentación  vigente,  se  registre  el  presente  juicio  en  aquélla  dependencia

oficial”.

 

_________________________________________________________________________      1.  Agravios  de  la  actora.

“El   Juez  a  quo  le  impuso  infundadamente  la  carga  de  solventar  el  elevado  costo  de

la  publicación  edictal  (que  estima  entre  $  500.000  y  $  2.000.000).

-“Peticiona  que  se  ordene  la  publicación  en  forma  “gratuita”  en  el  diario  Clarín,  o  que  en  su  defecto

se  revoque  la  publicación.”

 

2.  Agravios  del  Banco  demandado.

Reprocha  al  fallo  que  no  excluyera  de  la  comunicación  sobre  la  existencia  del  juicio

a  los  clientes  y  ex  clientes,  que  hayan  denunciado  actividades  mercantiles (sean  personas  físicas  o  jurídicas)

 Que  ordenara  la  publicación  de  edictos  en  un  diario  de  circulación  masiva,

pues  ello  afectaría  su  reputación  y  produce  publicidad  negativa.”

 

 

 

Leave a Comment

Previous post:

Next post: