Rechazan Demanda de Divorcio Entablada por la Esposa por Injurias Graves del Marido No Probadas y Aplican Plenario Aún Vigente que Imposibilita Decretar Divorcio Por Pretendida Causa Objetiva Cuando No Fue Invocada en al Demanda.

by Dra. Adela Prat on febrero 10, 2014

DIVORCIO  VINCULAR.  La  Cámara  Nacional  Civil  revocó  la  Sentencia  y  rechazó  la  demanda  entablada  por  la  esposa  por  INJURIAS  GRAVES  del  marido;   que  luego  desistió  de  toda  la  prueba  ofrecida,  resultando  insuficiente  la  MERA  REMISIÓN  al  EXPEDIENTE  sobre  VIOLENCIA  FAMILIAR.

 

Ausencia  de  acreditación  de  la  causal.  IMPOSIBILIDAD  de  decretar  el  divorcio  por  la  `causal  objetiva´  prevista  en  los  Arts.  204  y  214  inc.  2º  del  Código  Civil,  cuando  `no  fue  invocada´  expresamente  en  la  demanda  y  en  la  reconvención.

 

Vigencia  del  Plenario  “M., I. L.  c.  O., J. O”.   Rechazo  de  la  demanda.

 

Así  se  resolvió  en  los  autos  caratulados:  “S. Z., Y.  c/  F., P. G. s/ divorcio” CNCIV  –  SALA  H  –  12/11/2013 –  Fallo  publicado  para  suscriptores  de  elDial.com  el  10/02/2014.

 

La  Sala  H  de  la  Cámara  Nacional  de  Apelaciones  en  lo  Civil  –  integrada  por  los  Jueces  Dres.  Sebastián  Picasso,  Liliana  E.  Abreut  de  Begher  y  Claudio  M.  Kiper    por  unanimidad  de  votos  resolvió  revocar  la  Sentencia  y  rechazar  la  demanda  incoada,  con  costas  en  ambas  instancias  a  la  actora  vencida  (artículo  68  del  CPCCN)

 

Los  Antecedentes.

La  Sra.  S. Z. Y.  promovió  demanda  de  divorcio  vincular  en  los  términos  del  artículo  202  inc.  4º  del  Código  Civil,  es  decir,  por  la  causal  de  Injurias  Graves.  Ofreció  la  prueba,  entre  las  cuales  se  encuentra  el  Expte  S. Z. Y.  c/ F.,  P.  Ley  24.417″.

Luego  de  varios  intentos  infructuosos  de  notificar  al  demandado,  se  lo  citó  por  edictos.  A  fs…  la  Defensora  Oficial  asumió  la  representación  y  contestó  la  demanda.

En  la  oportunidad  de  celebrarse  la  Audiencia  del  artículo  360  del  CPCCN,  la  actora  desistió  de  toda  la  prueba  pendiente  de  producción.

Dijo  en  el  escrito  presentado,  entre  otras  cosas,  que  “…  las  personas  propuestas  para  deponer  ya  no  residen  en  los  domicilios  consignados  y  además  los  hechos  sobre  los  cuales  se  pretendía  que  declarasen  no  resultan  controvertidos,  toda  vez  que  como  queda  dicho  existe  una  única  versión  sujeta a  la  apreciación  de  V.S.”

La  Defensora  Oficial  sostuvo  que,  contrariamente  a  lo  manifestado  por  la  actora,  los  hechos  expuestos  en  la  demanda  sí  se  encontraban  controvertidos.  Ello  se  debe  a  que  la  negativa  genérica  que  el  art.  356  autoriza  a  realizar,  de  modo  alguno  implica  un  reconocimiento  de  los  hechos,  sino  que,  por  el  contrario,  los  controvierte  de  manera  acabada.

 

La  Sentencia.

La  sentenciante  de  grado  consideró  que  en  virtud  de  que  la  actora  había  desistido  de  toda  la  prueba  ofrecida,  debería  estarse  a  lo  que  surgía  de  las  actuaciones  sobre  violencia  familiar.

Sostuvo  que  dicha  causa  surgían  los  hechos  relatados  por  la  Sra.  S.,  de  los  cuales  se  había  hecho  mérito,  para  ordenar  la  exclusión  del  hogar  conyugal  del  demandado  y  prohibió  su  reingreso  por  el  plazo  de  dos  meses.

Luego  de  citar  un  concepto  doctrinario  y  uno  jurisprudencial  de  injurias  graves,  arribó  a  la  conclusión  de  que,  más  allá  de  que  la  prueba  era  exigua,  “considerando  la  causa  sobre  violencia  familiar”,  debía  hacerse  lugar  a  la  demanda.

 

Ausencia  de  prueba  de  las  Injurias  Graves.

Al  respecto,  los  Jueces  de  Cámara  señalaron  que  como  el  Fiscal  ha  dejado  bien  en  claro  en  su  Dictamen,  la   ausencia   del   demandado  no  eximía  a  la  actora  de  tener  que  acreditar  los  hechos  por  ella  invocados.”

 

Sentado  lo  anterior,  los  camaristas  remarcaron  que  “la  mera  remisión  que  hizo  la  Sentenciante  a  “lo  que  surge”  del  `Expediente  sobre  Violencia  Familiar´ no  es  suficiente  a  los  fines  de  tener  por  acreditada  la  causal;  no  sólo  porque  la  Juzgadora  debía  señalar  concretamente  en  qué  constancias  basaba  su  conclusión,  sino  porque,  en  realidad,  no  hay  elementos  en  dicha  causa  que  demuestren  la  existencia  de  las  injurias  graves  invocadas  en  el  escrito  inicial.” – ver  más  infra  en  (1)  –

 

Se  lee  en  la  Sentencia  de  Cámara  que  es  claro  que  en  el  Expediente  al  que  se  remitió   la  Sra.  Juez  `a  quo´  no  hay  elementos  que  den  cabal  prueba  de  la  existencia  de  las  injurias  y  la  sola  manifestación  de  la  parte  actora  para  hacer  lugar  a  una  demanda  de  divorcio  por  causal  subjetiva  no  puede  ser  considerada  suficiente  sin  atentar  contra  los  principios  más  básicos  del  proceso,  sumado  al  orden  público  que  tiñe  las  normas  que  rigen  el  matrimonio  y  su  disolución.”

 

Imposibilidad  de  decretar  el  divorcio  por  otra  causal.

En  el  fallo  plenario  “M.,  I. L.  c.  O., J. O.”  del  28/10/2010  se  dispuso: “No  corresponde  decretar  la  separación  personal  o  el  divorcio  vincular  por  la  causal  prevista  en  los  arts.  204  y  214,  inc.  2º  del  Código  Civil,  cuando  ésta  no  fue  invocada  expresamente  en  la  demanda  y  en  la  reconvención,  y  se  rechazan las  causales  subjetivas    art.  202  del  Código  Civil    en  las  que  los  cónyuges  sustentaron  sus  pretensiones    (LL 2010F,243)

 

No  obstante,  la  Sala  recordó  que  el  art.  303  del  CPCCN  fue  derogado  por  el  art. 12  de  la  Ley  26.853,  tras  lo  cual  se  afirmó  que  en  virtud  del  art. 15  de  aquella  norma,  tal  disposición  recién  entrará  en  vigor  a  partir  de  la  efectiva  integración  y  puesta  en  funcionamiento  de  los  Tribunales  que  allí  se  crean,  razón  por  la  cual  hasta  ese  momento  continúa  vigente  la  doctrina  plenaria.”

 

La  actora  no  probó  la  única  causal  invocada  en  la  demanda.

Los  Jueces  Dres  Kiper,  Picasso  y  Abreut  de  Begher  pusieron  de  relieve  que  “a pesar  de  la  ausencia  del  demandado,  la  actora  debía  acreditar  las  injurias  graves  para  obtener  una  Sentencia  de  divorcio  basada  en  una  causal  subjetiva,  única  invocada  en  el  escrito  de  demanda.”

 

En  el  contexto  planteado,  es  decir,  no  probada  la  causal  subjetiva  y  con  un  Plenario  vigente  que  impide  decretar  el  divorcio  vincular  por  la  causal  prevista  en  los  arts.  204  y  214  inciso  2º  del  Código  Civil,  cuando  la  causal  no  fue  invocada  expresamente  en  la  demanda  y  en  la  contestación,  nada  puede  este  Tribunal  proponer  a  los  fines  de  solucionar  el  conflicto  de  fondo  que  hoy  aqueja  al  matrimonio.”  –  sentenció  la  Excma.  Cámara  

 

Conclusión.

En  ese  contexto  la  Sala  resolvió  revocar  la  Sentencia  recurrida  y  rechazar  la  demanda  incoada  por  la  esposa,  en  tanto,  la  única  causal  que  se  invocó  fue  la  de  `Injurias  Graves´  que  nunca  fueron  probadas.

 

Por  otra  parte,  conforme  reza  el  Plenario  antes  mencionado,  vigente  en  este  momento,  no  corresponde  declarar  el  divorcio  vincular  por  la  causal  prevista  en  el  arts  2o4  y  214  inc  2  del  Código  Civil,  cuando  ésta  no  fue  invocada  expresamente  en  la  demanda  y  la  reconvención.

 

________________________________________________________

(1)  En  su  Dictamen,  el  Fiscal  hizo  referencia  a  “la  denuncia    unilateral –  de  la  actora  del  09/08/2007,  donde  pidió  la  exclusión  del  hogar  de  su  marido  alegando  que  golpeaba  los  artefactos  de  la  casa,  que  le  robaba  dinero  de  su  cartera  y  que  podría  tratarse  de  una  persona  psiquiátricamente  enferma.”

El  `Cuerpo  Interdisciplinario  de  Protección  contra  la  Violencia  Familiar ´ entrevistó  a  todo  el  grupo  familiar.  El  Informe  fue  producido  el  09/11/2007.  Entre  otras  cosas,  la  actora  manifestó  que  el  demandado  era  bueno  con  sus  hijas  y  que  se  ocupaba  de  ellas;  el  demandado  alegó  que  ella  era  celosa  y  controladora,  que  lo  descalificaba  y  que  él,  para  no  discutir,  prefería  no  hablar.  Se  concluyó  que  no  había  referencias  de  violencia  física  y  que  se  detectaba  una  falla  de  comunicación  verbal  que  elevaba  la  tensión  intrafamiliar  y  que  ese  conflicto  de  pareja  con  violencia  emocional,  deberá  resolverse  dentro  de  un  marco  terapéutico (del  Expediente  sobre  Violencia  Familiar)

El  Informe  Ambiental  elaborado  por  la  Policía  Federal  Argentina  del  27/08/2007,  puso  de  manifiesto  que  el  demandado  estaba  depresivo  y  abandonado  y  que  padres  e  hijas  no  presentan  problemas  de  relación  ni  de  diálogo.

También  constan  en  el  Acta,  donde  la  denunciante  insistió  en  no  continuar  viviendo  con  el  demandado  y  la  simple  manifestación    sin  otra  prueba  que  lo  corrobore    de  que  su  marido  tuvo  una  conducta  agresiva  en  estado  de  ebriedad.

En  suma,  es  claro  que  en  el  Expediente  al  que  se  remitió  la  Sra.  Juez  a  quo  no  hay  elementos  que  den  cabal  prueba  de  la  existencia  de  las  injurias  y  la  sola  manifestación  de  la  actora  para  hacer  lugar  a  una  demanda  de  divorcio  por  causal  subjetiva,  no  puede  ser  considerada  suficiente  sin  atentar  contra  los  principios  más  básicos  del  proceso,  sumado  al  orden  público  que  tiñe  las  normas  que  rigen  el  matrimonio  y  su  disolución.

 

NORMATIVA

Artículo  204.  Podrá  decretarse  la  separación  personal,  a  petición  de  cualquiera  de  los  cónyuges,  cuando éstos  hubieran  interrumpido  su  cohabitación  sin  voluntad  de  unirse  por  un  término  mayor  de  2  años  (…). Texto  conf.  Ley  23.515/87.

 

Artículo  214.  Son  causas  de  divorcio  vincular:

inciso  2º:  La  separación  de  hecho  de  los  cónyuges,  sin  voluntad  de  unirse,  por  un  tiempo  continuo  mayor  de  3  años,  con  los  alcances  y  en  la  forma  prevista  en  el  art.  204 “.  Texto  conforme  Ley  23.515/87.

 

Artículo  202.  Son  causas  de  separación  personal:

inciso  4º :  Las  injurias  graves.  Para  su  apreciación  el  Juez  tomará  en  consideración  la  educación,  posición  social  y  demás  circunstancias  de  hecho  que  puedan  presentarse;

 

 

Artículos relacionados...

Leave a Comment

Previous post:

Next post: