Licencias de Taxi en CABA. Sala I del Fuero Laboral Confirmó Sentencia que Desestimó Subasta Licencia de Taxi. Leer Voto en Disidencia. Juzgado Nro 10 del Fuero Subastó Licencia de Taxi en otro caso.

by Dra. Adela Prat on septiembre 5, 2013

RECHAZÓ    la   SALA   I   de   la   CÁMARA   NACIONAL   del   TRABAJO   la   SUBASTA   de   una   LICENCIA   DE   TAXI   perteneciente   al  empleador   demandado.  Pidió  la  subasta,  su   ex  empleado   despedido,   para  cobrarse  el  monto  de  condena  a  su  favor,  con  sentencia  firme.

 

CÓMO  es   el   RÉGIMEN   de  ”LICENCIAS   DE   TAXIS ”  en  la  Ciudad  de  Buenos   Aires.   Voto   de   la   mayoría :  Titularidad   de   Licencia   de  Taxi   no   es   susceptible   de   ejecución  forzada.   Ley  3622   de  la  CABA.  Estricto  procedimiento.  Inscripción.   Requisitos   que   hacen   a   las   “calidades   personales”   del   titular   del   derecho.

 

VOTO   de   la   MAYORÍA:    La   Habilitación   es   “intuitu   personae”.

 

VOTO   EN   DISIDENCIA:  La   Licencia   de   Taxi   otorgada   por   el   Gobierno   de   la  Ciudad   de   Buenos   Aires,   es   un   derecho   que   está   en   el   comercio   y   que   resulta   ejecutable.  Es   IRRELEVANTE    que   la   ley   local   no   aluda   a   la   adquisición   por   subasta   o   no   la   contemple   de   forma   expresa.   Subasta   como   procedimiento   de   expropiación   judicial.  Códigos   de   Procedimientos. Se  puede  subastar, pero  el   adjudicatario   debe   cumplir   determinadas   calidades  personales.

 

 

Esta   cuestión   fue   abordada   en   la   Causa   18989/09  -  ”Viri   Martín  Alejandro   c/  Rindecar   S.R.L.   s/  despido” –  SI  64186  -   CNTRAB   –   SALA   I   –   28/ 06/ 2013  -  Fallo  publicado  para suscriptores  de   elDial.com,   publicado  en  AA8135,  en  el  día  de  la  fecha,  05/ 09/ 2013.

 

 

La   Sala   I   de   la   Cámara   Nacional   de   Apelaciones   del   Trabajo   -   integrada   por   los   Jueces   Dres.   Gloria   M.   Pasten   de   Ishihara,   Gabriela   Alejandra   Vázquez  (en   disidencia)  y   Julio   Vilela  -  RESUELVE :   Desestimar   los   agravios   esgrimidos   por   el   actor  (empleado )   y   CONFIRMAR   lo   resuelto   en  grado,   que   DESESTIMÓ  el   pedido   de  SUBASTA   de   la   LICENCIA   de  TAXI,   perteneciente   al   demandado.   Imponer   las   COSTAS   en   el   orden   causado,   atento   la   naturaleza   de   la   cuestión   debatida   y   lo   novedoso   de   la   cuestión   (art.  68  2da  parte   del   CPCCN).

 

 

I.  Brevísima   descripción   del   caso.

 

Rindecar   S.R.L.”,   adjudicataria   de   la   licencia   de   taxi   Nro…,   fue  condenada   en   esta   causa   a  PAGAR   al   actor   la   suma   de   $   28.072,82,   con   más   intereses   y   costas,   por   la   sentencia   dictada   el   30/ 12/ 2010,   confirmada   por   esta   Sala   el   15/ 08/ 2011,   crédito   que   a   la  fecha   de   encuentra   impago.

 

 

El  empleado   despedido  comienza  a  ejecutar   la   sentencia  a   su   favor,   pidiendo   la   subasta   de   la  licencia   de   taxi.   El   Gobierno   de   la   Ciudad   de   Buenos   Aires,   amén   de   solicitar   que   se   confirme   la   decisión   que   le   negó   al   trabajador  la  subasta   pretendida,  añadió   que   el   servicio   prestado   en   CABA   por   los   taxis,   es  un  ”servicio   público”  de  titularidad   de   la   Ciudad   de   Buenos   Aires;   que   si   bien   su   “prestación”   se   encuentra   en  cabeza   de  particulares,   es   la   Ciudad   quien   lo   AUTORIZA   previo   cumplimiento   de   determinados   requisitos   fijados   por   la   legislación (1)

 

 

II.  Fundamentación   del  voto   de   la   mayoría    de   los   integrantes   de   la   Sala  I.   “No”  a  la  subasta   de  licencia  de  taxi.

 

Los   Jueces   de   Cámara   Dres.   Gloria   M.  Pasten   de   Ishihara   y   Julio   Vilela   coincidieron   con   la   Sentencia   dictada   en   la   anterior   instancia,   que   desestimó   el  pedido   de   subasta   de   la   licencia   de   taxi,   perteneciendo   al   demandado.   Fundamentaron   su   decisión   en   los   siguientes   argumentos:

 

 

(i) Las   Licencias   de   Taxi   `están   en   el   comercio´   como   objeto   de   cesión,   y   dado   que   integran   el   patrimonio   del   presunto   deudor,   pueden   ser   objeto   de   medidas   precautorias   que   impliquen   la   imposibilidad   de   su   transferencia   a   un   tercero   en   los   términos   del   art.   232   del   C.P.C.C.N   y   ccdtes;   `pero´,   su  titularidad,   no   resulta   susceptible   de   ejecución  forzada.

 

 

(ii)  ”La   Ley   3.622,   en   su   Anexo   I,   en   su   art.   8   derogó   la   Ordenanza   41815.   Dicha   Ley   regula  -   en   el   Capítulo   12.4.  -  el   régimen   de   “Licencias   de   Taxi” ,   y   en   el   punto   12.4.4.,   las   “Transferencias”,   la   que   se   debe   formalizar   a   través   de   Escritura   Pública,   con   o   sin   la   unidad   afectada   al   servicio,   y   de   acuerdo   con   el   procedimiento   allí   indicado.”

 

 

(iii) En  el   punto   12. 4. 4. 6.   se   prevé   el   supuesto   de   fallecimiento   del   titular   y   la   posibilidad   de   la   continuación   de   la   prestación   del   servicio   a   favor   del   cónyuge   supérstite   y/o   los   derechohabientes   en   primer   grado.”

 

 

(iv) “Lo   expresado   da   la   pauta   del   carácter   taxativo   de   los   supuestos   en   los   que   procede   el  traspaso  de   la   licencia,   no   hallándose   contemplada   la   ejecución   forzada.”

 

 

(v) “Además   de   lo   establecido   en   el   punto   12. 4. 4. 4. ,  el   Dto   Regl.   143/12,  establece   un    estricto   procedimiento   que   incluye   una   pre   anotación   de   la   licencia   que   puede   culminar   con   su   caducidad“.

 

 

(vi)  ”Asimismo,   la   Autoridad   de   Aplicación   evalúa   el   cumplimiento   de   requisitos   que   hacen   a   las   `calidades   personales   del   titular   del   derecho´,   circunstancia   que   determina   que   la   inscripción   pueda   considerarse   como   una   habilitación   “intuito   personae”  (Cap.  12,  arts   4.4.2.  y   4.4.3.)

 

 

(vii) “Conforme   lo   resuelto   por   la   Sala  F   de   la   Cámara   Comercial,   in   re    ”Transportes   e   Inversiones   S.A.   s/  Quiebra    s/  Incidente   de   Subasta   de   Automotor   del   01/ 03/ 11,   y   los   argumentos   dados   por   la   Sra.   Fiscal   General   de   Cámara   en   su   Dictamen,   al   que   se   hace   remisión   en   homenaje   a   la   brevedad   y   debe   ser   considerado   como   parte   integrante   del   presente,   corresponde   desestimar   los   agravios   y   confirmar   lo   resuelto.  Costas   en   el  orden   causado,  atento   la   naturaleza   de   la   cuestión   debatida   y   lo   novedoso   de   la   cuestión  (art.  68,  2da,   del   CPCCN)”

 

El   Dr   Vilela   adhirió  al  voto   de   la  Sra.   Juez   preopinante,   Dra.   Pasten   de   Ishihara.

 

 

III.  Voto   en   disidencia  a  favor   de   la   subasta   de  la   “Licencia   de   Taxi “.

 

La   Sra.  Juez   Dra.   Gabriela   Alejandra   Vázquez   señaló   que    ” el   señor   juez   de   Primera   Instancia   desestimó   la   subasta   pedida   por   el   actor,   en   relación   con   la   licencia   de   taxi   Nro….   correspondiente   a  la   demandada   y   condenada   en   este   pleito  Rindecar   SRL“,   fundamentándose   -   en   resumen   –   en   que   la   licencia   para   servicio   de   taxímetro   es   un  bien   que   se   encuentra   fuera   del   comercio   y,   por   ese   motivo,   no   susceptible   de   embargo   o   de   subasta .”

 

 

III.1.  Agravios   del   actor   apelante –  trabajador   despedido –   contra   la   Sentencia   de  Primera   Instancia. 

 

(i) “Las   licencias   de   taxi   están   en   el   comercio,   se   venden,   alquilan,   ceden   por   un   precio   y   heredan.  Aduce   que   ello   surge   de   las   publicaciones   de   Internet   y   avisos   clasificados   de   diarios   que   acompañó   como   prueba.”

 

 

(ii) ”La  enajenación   onerosa   de   las   “licencias   de   taxi”   no  están   prohibidas,   y   en   la   actualidad,   el   permiso   no   es   intuitu   personae“,   porque   se   puede   transferir   por   “Escritura   Pública”,   en   cuya   instrumentación   no   interviene   el   Gobierno  de   la   Ciudad   de   Buenos   Aires .”

 

 

(iii)  ”La   cesión   de   las   licencias   por   un   precio   no   es   un   acto   prohibido,   no   existe   norma   alguna   que   lo   vede   y   no   entraña   en   modo   alguno   un   acto   ilícito,   como   lo   avala,   según   su   tesitura,   el   hecho   de   que   el   GCABA   no    alegara   la   existencia   de   ninguna   prohibición   de   esa   especie   en   las  diferentes   presentaciones   que   realizara   en   el   proceso.”

 

 

(iv) “Como   prueba   de   mi   postura,   digo   que   en   los   autos   “Velázquez   Quispe,  E.   c/  Britez,  Julio  s/  despido”,  radicado   ante   el   Juzgado   Nacional   del  Trabajo   Nro   10   del   Fuero,   fue   subastada   una   licencia   de   taxi,   según   lo   corrobora   con   la   documentación   agregada   en   el  sobre   reservado.”

 

 

III. 2.  Fundamentos   del   Voto   en  Disidencia.   “Sí” a  la  subasta  de   la   licencia  de   taxi.

 

(i) Constituye   un   principio   general   del   derecho   patrimonial   que   todos   los   bienes   del   deudor,   ya   se   trate   de   cosas   o   derechos,  están   afectados   al   cumplimiento   de   sus   obligaciones   y   constituyen   la   garantía   común   de   sus  acreedores,   con  excepción   de   aquéllos   que   las   leyes   declaran   inembargables   o   inejecutables. “

 

 

(ii) En   el   caso,   las   licencias   de   taxi   que   otorga   el   Gobierno   de   la   CABA,   están   reguladas   por   el   Título   `Décimo   Segundo´   del   Código   de   Tránsito   y   Transporte,   incorporado   por   la   Ley   local   Nro   3.622   del   año   2.010  -   Anexo   I  -  (BOCBA   del   21/ 01/ 2011) –   que   fue   reglamentado   por   el   Decreto   del   Poder   Ejecutivo  Local   Nro   143/2012  -  Anexo  I  - (Publicado   en   la   Separata   del   Boletín   Oficial   de   la   CABA   del   20/ 03/ 2012 ).”

 

 

(iii)  ”Como   derecho,   la   licencia   de  taxi    es   susceptible   de   tener   un   valor   económico   e   integra   el   activo   patrimonial   de   la   persona (Art.  2312   Código   Civil ).   Con   independencia   que   la   reglamentación   de   la   actividad   corresponda   a   la   Autoridad   Local,   no   puede   argumentarse   que   la   licencia   carezca   de   valor   económico,   tanto   que   cuando   se   trata   de   `personas   jurídicas´   sólo   se   habilita   el   otorgamiento   a   las   `sociedades   comerciales´   regidas   por   la   Leey   19.550.”

 

 

(iv)  El   Código  Civil,   cuando   clasifica   las   cosas,    emplaza   la   distinción   entre   cosas   que  están  dentro   o   fuera   del   comercio   en   la   posibilidad   o   no   de   que   sean   enajenadas  (Art.  2.337   y  2.338),  es   decir :  están   en   el   comercio   las   cosas   enajenables   y   fuera   del   comercio   las   inalienables,   diferencia   que   sin  duda   es   trasladable   a   los   `derechos´   (objetos   inmateriales   susceptibles   de   valor   económico)

 

 

(v)  ”Con   respecto   a   los   últimos -  derechos  u   objetos   inmateriales   susceptibles   de  valor   económico  - ,   la   regla   general   está   en   el   Art.   1.444   del   Código   Civil   según   el   cual   todo   derecho  que  se   encuentra   en   el   comercio,  puede   ser   cedido   a   menos   que   la   causa   sea   contraria   a   alguna   prohibición   expresa   o   implícita   de   la   ley,   o  al  titulo   mismo   del   crédito.” (2)

 

 

(vi)  “Que   la   ley   local   no   aluda   a   la   adquisición   por   subasta   o   no   la  contemple   de   manera   expresa   resulta   irrelevante   -  leer  (2)  -.  Basta   con   que   el   derecho   sea   transferible   para   que   se   encuentre   en   el   comercio   y,  como   corolario,   para   que   pueda   ser   agredido   por   los   acreedores   de   su   titular.”

 

 

(vii) “Por  otra   parte,   la   subasta,   como   procedimiento   de   expropiación   judicial,   está   legislado   de   manera   general   en   los   Códigos   de   Procedimiento   y   no   es   preciso   que   existan   preceptivas   específicas   para   cada  tipo   de   cosa   o   bien.   El   régimen   del   Libro  Tercero,   Título  II,   Capítulo  III   del   ”Código   Procesal  Civil   y   Comercial   de   la   Nación“,  aplicable   en   la   especie,   fija   mecanismos   suficientes   para   canalizar   `la   subasta   del   derecho   de   licencia´.   Que   se   trate   de   una   subasta   atípica,   por   los   requisitos   anexos   que   rige  la   normativa   local,   no   significa   que   aquélla   no   pueda   realizarse,   porque   la   garantía   de  tutela   judicial   efectiva   obliga   a   la  judicatura   a   tomar   las   medidas   necesarias   para   concretar   en   los   hechos   sustantivos   que   se  reclaman.”

 

 

(viii) “Tampoco   en   el   caso   podría   alegarse   `una  inejucatibilidad´   derivada   del   Art.   219   inciso   1   del   CPCCN,  entendida   la    licencia   como   un   instrumento   necesario   para   el   ejercicio   de   la   profesión,   arte   u   oficio   del   deudor,   porque   la   demandada   condenada   es   una   Sociedad   Comercial   y   la   citada   norma  adjetiva   no   incluye   la   defensa   de   tal   interés.”

 

 

Referencias.

 

(1)  El   Gobierno   de   la   Ciudad   de   Buenos   Aires   explicó   que   “la   licencia   de   taxi   responde   a   la   naturaleza   jurídica   de   “permiso”,   que   no   integra   el   patrimonio   de   quien   lo   ostenta;   que   no   tiene   una   valoración   fiscal   y   que   está   fuera   de   comercio “

 

 

En   otro   orden   de   ideas,   manifestó   que  “no   está   discutido   que   las   licencias   son   transferibles   por   actos   entre   vivos;   pero   que   se   opone  a   la   subasta   porque   la   posiblidad   de   que   una   licencia   de  taxi   sea   objeto   de  subasta   `no   se   encuentra   prevista´   en   la   legislación   de   la   CABA   porque   no   tiene   un   valor   económico,   más   allá   de   que   los   particulares   se   la   asignen   y   sea   objeto   del   mercado   privado.”

 

 

(2) Dijo   la  Dra  Vázquez,   votando  en  disidencia,  o  sea  a  favor   de   la   subasta   de   la    licencia   de   taxi “…  El   Título   Décimo   Segundo   del   Código   de   Tránsito   y   Transporte   de   la   CABA,   regulatorio   de   las   Licencias   de   Taxi,   en   concreto   en   su   Sección  12.4.4   denominado  Transferencias“,   puede   concluirse    que   éstas   no   sólo   son   transmisibles   por   causa   de   muerte  (Art.  14.4.4.6),   sino   también    transferibles   por   actos   entre   vivos,   ya   sea   ” Con   la   unidad   afectada   al   servicio“,   es   decir,   junto   con   la   enajenación   del   rodado   al   que   está   coligada   (Art.  12.4.4.2),  como   “Sin   la   unidad   afectada   al   servicio“,   esto   es,   de   manera   independiente   de   la   transferencia   del   vehículo   (Art.  12.4.4.3).   En   ambos   casos,  la   transferencia   debe   efectuarse   por   Escritura   Pública   (Arts.  12.4.4.2,   primer   párrafo   y   14. 4. 4. 3,  primer   párrafo )   y   está   gravada   por   una   tasa  (Art.  12.4.4.5).  Ninguna   preceptiva   de   ese   cuerpo   normativo   prohíbe   la   transferencia   onerosa   ni   la   condiciona   a   la  gratuidad .-

 

 

En   este   contexto,  ”si   la  licencia   de  taxi   es   transferible,   no   puede   sino  ser   conceptuada   sino   como   un   `derecho´   que   se   encuentra   dentro   del   comercio   y,   por   lo   tanto,  `susceptible   de   agresión   por   los   acreedores´   de   su   titular,  más   allá   de   que  el   adjudicatario   en   la   subasta,   deba   cumplir,   a   fin   de   perfeccionar   la   nueva   titularidad,   con   los   requisitos   relativos   a   su   persona   y   satisfacer   las   cargas   relacionadas   con  el   vehículo   que   afectará   a   la   licencia,   de   conformidad   con   el   régimen   local. “

 

 

IMPORTANTE. “…es   susceptible   de   subasta,  aunque   deba   dejarse   constancia,   en   oportunidad   de   publicitarse   el   remate   judicial,   que   SÓLO   PODRÁ   PERFECCIONARSE    la   TITULARIDAD  en   cabeza   del  adjudicatario   por   subasta,  si   éste   cumplimenta   los   requisitos   personales   y   satisface   las   cargas   que   el   Título   Décimo   Segundo   del  Código   de   Tránsito   y   Transporte   y   su   Reglamentación   asigna  a   quien  el  texto   denomina  CESIONARIO. “(del   voto  en  disidencia  de   la   Dra  Vázquez )

 

 

 

 

 

Artículos relacionados...

Leave a Comment

Previous post:

Next post: