Despido Indirecto.Revocan Sentencia y Hacen Lugar a la Demanda e Indemnizaciones Laborales más Multa a Favor de la Empleada por Relación Laboral deficientemente registrada y pago en negro.Qué Pasó con las Constancias de E-Mails sin Firma Digital.

by Dra. Adela Prat on septiembre 21, 2013

En   un   PROCESO   LABORAL   por   DESPIDO   INDIRECTO   se   RESOLVIÓ   que   los  “CORREOS   ELECTRÓNICOS “  ó   E-mails  al   CARECER   de   FIRMA   DIGITAL  –  no   pueden   ser   equiparados   a   los   instrumentos   privados   en   cuanto   a   su   valor   probatorio;   `no   obstante´   pueden   ser   presentados   en   juicio,   siendo   considerados   como   “principio   de   prueba   por   escrito”.

 

 

Esta   cuestión   se   abordó   en   la   Causa   26.434/2010  –   SD  97.226  –   “Segura   Jimena   c/  Banco  Columbia   S.A.   s/  despido”  –  CNTRAB  –   SALA   IV   –   31/07/2013  – Fue   publicado   por   elDial.-com   para   suscriptores   el   día   16/ 09/ 2013 .

 

 

La   Sala   IV   de   la   Cámara   Nacional   de   Apelaciones   del   Trabajo     integrada   por   los   Jueces   Dres.  Héctor   C.  Guisado   y   Graciela   Elena   Marino     RESUELVE :  1)  REVOCAR   la   Sentencia   Apelada   y   CONDENAR   a   la   demandada   a   pagar   la   suma   de   $   43.951,76    con   más   sus   intereses   en   la  forma   establecida   en   origen.   2)  Dejar   sin    efecto   lo   decidido   sobre   costas   y   honorarios.   3)  Imponer   las   costas   de   ambas   instancias   a   cargo   de   la   demandada  (Art.  68   CPCCN ).

 

 

I.  La   cuestión   de   la   `fecha   de   ingreso´   falsamente   consignada   por   la   empleadora   en   los   recibos.

 

Luce   en   la   Sentencia   de   Cámara   que   se   agravió   la   parte   actora,   porque   la   Sra.   Juez   tuvo   por   `no   probado ´ el   vínculo   en   negro   en   razón   de   la   fecha   de   ingreso   que   ella   invocó,   falsamente   consignadas   en   los   recibos“…”   la   Juez   de   grado   tuvo   a   la   accionada   por   reconocido   el   intercambio   telegráfico   acompañado   por   la   parte   actora   y   los   recibos   de   sueldos,   pues   al   ser   intimada   la   empleadora  (art.  82  inc.   b   de  Ley   18.345   de   Procedimiento   Laboral )   a   fin   de   que   reconozca   o   desconozca   la   documental   acompañada   por   la   actora   (  fs  ../…   y   sobre   992 ),   la   accionada   optó   por   el   “silencio”.

 

 

Cabe   aclarar   que   los  instrumentos   obrantes   en   el   sobre   992   resultan   ser   correos   electrónicos  –  e-mails   enviados   desde   y   hacia   una   casilla   institucional   de  Banco   Columbia  S.A.”,   (empleadora   demandada),   todos   de   `fecha   anterior´   a   la   que   se   encontraba   registrada   la   Sra.  Segura  –  empleada,   actora   en   en   este   pleito   ( son   los   emails   de   las   siguientes   fechas :  05/06/01;    06/06/2001;    05/07/2001;    03/09/2001;    13/11/2001;     05/01/2002;    05/09/02;  18/12/02   y   30/11/01). En   Primera   Instancia   se   tuvo   a   la   demandanda   por   reconocidos,      porque   al   ser   intimada   para   que  los  reconozca   o   desconozca   la   documental   acompañada   en   el   sobre   992  (e – mails   de   fecha   anterior   a   la  registrada    como   fecha   de   ingreso ),   optó   por   el   “silencio”.

 

 

I.1.  Las   constancias   de   correos   electrónicos   carecer  del   valor   probatorio  de   los     instrumentos   privados   pero…

 

Los   Jueces   de   Cámara   señalaron   que     si   bien   las   constancias   de   correos   electrónicos   constituyen   instrumentos   que,   por   CARECER   de   FIRMA   DIGITAL,   no   pueden   ser   equiparados   a   los   “instrumentos   privados”   en   cuanto   a   su   valor   probatorio,   ello   no   obsta   a  que   se   los   pueda   presentar   en   juicio   siendo   considerados     como   “principio   de   prueba   por   escrito”

 

 

Por   ello   los   correos   enviados   desde   y   hacia   una   casilla   institucional   de   la   empresa   demandada,   llevan   a   la   Sala   a   considerar   que   la   actora,   en   dicha   oportunidad,   llevaba   a  cabo   sus   funciones   bajo   órdenes   de   la   patronal. “     afirmaron   los   camaristas  

 

 

Conclusión:   resultó   conveniente   para   la   actora  (empleada )  haber   adjuntado   los   e-mails,   porque  de   los   vaivenes   del   proceso   resultó   que   el   Banco   demandado,   recién   expone   en   la   Alzada   fundamentos   que   lo   hubieran   favorecido    lo   cual   resulta   extemporáneo   dado   que   debió   hacerlo   al  contestar   la  demanda    y   también   es   extemporánea     plazo   vencido     la   Expresión   de   Agravios   llevada   a   cabo   por   el   empleador   demandado  (confr.  cargo   de   fs…vta   y   cédula   de   fs   …).   Por   lo   cual   la   Sala   consideró   que   todos   los   argumentos   introducidos   en  segunda   instancia   por   la   accionada,   entre   otros   que   los   mails   de   la   actora   no   se   corresponden   con   el   dominio   de   la   accionada  ( bancocolumbia.com.ar )  lucen   extemporáneos   y   por   tanto   carecen   de   efecto   jurídico.

 

 

Más   aún,   la   actora   probó   con   el   informe   brindado   por   la   Inspección   General   de   Justicia (IGJ) que   las   diferentes   denominaciones   de   la   accionada  (Banco  Columbia   y   Columbia   Compañía   Finaciera   S.A.)  –  defensa   opuesta   por   la   accionada  –   se   debieron  a   que   Columbia   Compañía  Financiera   S.A.”   presentó   un   cambio   de   denominación  –   inscripto   el   05/12/2002  –   a    la   actual  Banco   Columbia   S.A.”.    De   ahí   el   cambio   del   dominio   de   la   accionada   desde   fines   del   año   2.002,   que   es   diferente   al   utilizado   por   la   actora   durante   el   año   2.001.

 

 

I.2.   La  Pericial   Contable   que   no   se   pudo   llevar   a   cabo   en  el  Banco   demandado.

 

Los   Jueces   estimaron   que   también   resultó   favorable   a   la   actora   el   informe   brindado   por   el   perito   contador,  quién  manifestó   fui  atendido   por   una   persona   en   el   domicilio   de   la   empresa (Banco)  y  me   informó   que   la   documentación   solicitada   no   se   encuentra   disponible   ni   tampoco   los   Libros   y   documentación   contable   societaria   y/o   comercial   a   fin   de   contestar   los   puntos   propuestos   por   la   parte   actora .”

 

 

Lo   relatado   precedentemente   sucedió   después   de   que   la   demandada,   si   bien   no   negó   poseer   los   Libros   y   la   documentación   a   la   que   hicimos   referencia;  en  varias   oportunidades   expresó   que   sería   puesta   a   disposición   del   experto   contable   al   momento   de   realizar   la   pericial   contable   ordenada    en   autos “.  Promesa   que   –  como  hemos   comprobado   –  no   cumplió.

 

 

Conclusión.    Los   Jueces   de   Cámara,   considerando   que   el   Banco   demandado   además   no   desconoció   expresamente   contar   con   dicha   documentación,  tuvo   por   acreditada   la   vinculación   invocada   por   la   actora   al   demandar.  Es   decir,   que   la   trabajadora   fue   provista   a   Banco   Columbia   S.A.   a   través   de   la   Cooperativa   de   Trabajo   Cotrab   en   el   período   anterior   a   la   fecha   en   que   fue   formalmente   registrada. “

 

 

II.  La   empleadora   no  violó   el   principio   de   igualdad   de   trato.

 

Se   agravió   la   actora   porque   la   Sra.   Juez   de   grado   tuvo   por   no   acreditada   la   violación   al   principio  de   igualdad   de   trato.  Lamentablemente   la   Sala   IV   llega   a   la   misma   conclusión   arribada   en   la   instancia   anterior ,   no   considerando   acreditado   en   autos   elemento   alguno   que   permitan   al   menos   inferir   que   la   actora   hubiera   sufrido   discriminación   salarial   alguna,   por   lo   que   se   rechazó   el   agravio  y   se   confirmó   la   sentencia   en   este   aspecto   de   la   cuestión   en  debate.

 

 

III.   Indemnizaciones.  Fecha   de   ingreso   incorrectamente   registrada   por   la   empleadora.

 

Los   Jueces   de   Cámara   pusieron   de   relieve   que  toda   vez   que   la   actora   logró   demostrar   que   se   encontraba   incorrectamente   registrada,   incumplimiento   grave   en   el   cual   sustentó   su   decisión   rupturista   que   se   estima  justificada“,   corresponde   revocar   lo   decidido   por   la   Magistrada   de   grado   y   hacer   lugar   a   la  acción   en   cuanto   reclama   las   indemnizaciones   derivadas   del   despido. “

 

 

III. 1.  Cálculo   de   la   Indemnización   por   Antigüedad   (Art.   245   LCT )

 

A   los   fines   del   cálculo   de   la   indemnización   por   antigüedad,   NO   debe   tomarse   el   mes   de   diciembre de   2.008,   pues   NO   se   trata   de   un   “mes   completo”;   sino   que   a   tal   fin   la   Sala   consideró   como   mejor   remuneración,  mensual,  normal   y   habilitual   la   suma   de   $  2.310,63   (noviembre   de   2.008)   señalada   por   el   perito   contador.

 

 

El   monto   de   la   Indemnización   por   antigüedad    Art   245   LCT   es   de   $   20.790  (  $  2.310, 63  x  9  períodos ).

 

 

III. 2   Cálculo   de   la   Indemnización   por   Falta   de   Preaviso.

 

Para   el   cálculo   del   “preaviso   omitido”   debe   aplicarse   el   principio   de   la   “normalidad   próxima”,   noción   que   supone   e   intenta   poner   al   trabajador   en   situación   remuneratoria   lo   más   cercana   posible   a   aquélla   en   que   se   hubiera   encontrado   si   la   rescisión   no   se   hubiera   operado   y   cuyo   resarcimiento tiene   como   base   la   remuneración   que   el   trabajador   “habría   percibido”   durante   el   lapso   del   preaviso  omitido.

 

 

En   consecuencia,  según   el   informe   del   perito   contador,   la   actora   se   desempeñó   como   “auxiliar   administrativa”   en   el   Área   de   Mora   Temprana   Categoría   bancaria   Auxiliar,   en   el   marco   del   CCT   18/75,   para   una   antigüedad   de   8   años   o   más,   corresponde   un   salario   básico   de  $  2.268     para   una   jornada   completa     por   lo   que   dado   que   la   actora   realizaba   una  jornada   reducida   de   6   horas   el   salario   básico   debió   ser   de   $  1.701,00   y  se   le   debe   sumar   los   adicionales   que   surgen   de   la   planilla   y   de   los   recibos   de   sueldo   acompañados ($  120;  $   22,49 $  62,10;  $  168,72;    34,36;  $  133,33;  $  345, 30;  $  345;  $  500   y   $   97, 59  =  $  1.830, 89),  es  decir  un  TOTAL  de   $3.531,89 .

 

 

La   suma   de   $   3.531,89   ( $ 1.701,00  de   salario   básico   +   $  1.830,89   de   adicionales )  es   la  que   se   debe  tomar   en   cuenta   para   calcular   el   presente   rubro.  En   consecuencia   la   Indemnización   Sustitutiva   de   Preaviso   asciende   a   $   7.063,78  ( $   3.531,80  x  2   meses,   atento   la   antigüedad  de   9   años ).

 

 

NO   OLVIDAR.  SAC   s/  preaviso  :  $   558, 64.   y   s/  Integración   Mes   de   Despido.

 

 

III.3.   Indemnización   art.  2   Ley   25. 323.

 

Si   la   trabajadora   intimó   al   empleador  el   pago   extrajudicial   de   las   indemnizaciones   por   despido   y     no   le   fueron  abonadas,   viéndose   obligada   a   iniciar   acciones   judiciales;  conforme  el   art.   2do   de   la   Ley   25.323,   le   corresponde   cobrar,   en  concepto   de   incremento   indemnizatorio,   el   50%   de   la   suma   de   los   siguientes   rubros:  $  20.790 (Art  245  Indemnización   por   antigüedad)  +  $  7.063,78  ( Indemnización   sustitutiva  de  preaviso)  +  SAC   sobre   Indemnización   sustitutiva  de  preaviso : $  588, 64  +  integración  mes   de  despido con   incidencia   de  SAC) = $ 28. 567,10.

 

El   50%   de   $   28. 567, 10   es   igual   a   $   14. 283, 55.

 

 

III.4.   Indemnización   art.   1   Ley   25. 323 . 

 

Cuando   se   trate   de   una   relación   laboral   que   al   momento   del   despido   no   esté   registrada   o   lo   esté   de   modo   deficiente,  conforme   el   art   1   de   la   Ley  25.323   le   corresponde   cobrar   “el   doble”   de   la  indemnización   por   antigüedad   art.   245  LCT .

 

 

El   art.  1   Ley   25.323   añade : ” y   el   doble   indemnización   artículo   7   Ley   25.013″.  Este  último  art.    ha   quedado   DEROGADO  por    el   art.   41   de   la   Ley   25.877.  B.O.  19/03/2004.

 

 

Finalmente,   debe  tenerse   en   cuenta   que   la   aplicación   del   art.   1   de   la   Ley   Nro   25. 323,  `no   es   acumulable´   a   los   arts.   8;   9;   10   y   15   de   la   Ley   24.013.  (empleo   no   registrado;  registración  de   la   fecha   de   ingreso  posterior   a  la  real registración   de   remuneración   inferior   a   la   real )

 

 

III.5   Indemnización   artículo   9   Ley   24.013.   No  registró   fecha   real   de   ingreso.

 

En  el   presente   caso   no   se   aplicó   esta   sanción   indemnizatoria   porque,   como   se   ha   dicho,   al   haberse   aplicado   la   indemnización   reconocida   en   el   artículo   1   de   la   Ley   25.323,  esta   última   no   es   acumulable   a   las   indemnizaciones   reconocidas   en   la   Ley   24.013,   ya   sea   por   empleo   no   registrado,  falsa  inscripción   de   la  fecha  de   ingreso,  o  registración  de   remuneración   inferior  a  la   real  (arts.   8,  9,  10   Ley   24.013 ). La   indemnización   contemplada   en   el   art.   9   de   la   Ley   24.013   es  la    que   corresponde   cuando   el   empleador   consigna   una   fecha   de   ingreso   posterior a   la   real.  Asciende   a   la   cuarta   parte   del   importe   de   las   remuneraciones   devengadas   desde   la   fecha   de   ingreso   hasta   la   fecha   falsamente   consignada,  computada   a   valores   reajustados   de   acuerdo   con   la  normativa   vigente.

 

 

Ahora   bien,   para   tener   derecho   a   percibirla,  hay   que   cumplir   con   ciertos  requisitos  formales.  A   saber:  (i)  Intimar   al  empleador    indicando   la   “fecha   real”   de   ingreso  (Art.  11   Ley   24.013)    (ii) Remitir   a   la   AFIP,  no   después   de   24   horas   hábiles   siguientes   copia   del   requerimiento   cursado   al   empleador  (por  la   cuestión   de   los   aportes  omitidos   destinados   a la  Seguridad   Social). Esta   última  obligación   formal   está   consignada  en   el   segundo  párrafo   del   Art.   11   de   la  Ley  24.013 .

 

 

PUEDE   OCURRIR  que   dentro   de   los   30   días   de   haber   sido   intimado,   el   empleador   regulariza   y   consigna  la   fecha  real  de  ingreso,  dando   total   cumplimiento   a   la   intimación.  En   ese   caso,   lo   debe  `comunicar´   a   la   trabajadora  dentro  de  ese  plazo   de  30  días,  quedando    EXIMIDO   de   pagar   esta   indemnización.

 

 

IV.  Resolución   definitiva   y   firme.

 

La   Sala   IV   de   la   Excma.  Cámara   del   Trabajo,   con   fundamento   en   todo   lo   expuesto,   resolvió   `revocar   la   sentencia  apelada´   y   condenar   al   Banco   Columbia   S.A.   a   pagar   a   la   actora   la   suma   de   $  43.951,76   con   más   sus   intereses   en   la   forma   establecida   en   origen.  Impuso   las   costas   de   ambas   instancias   a   cargo   de   la   demandada.

 

 

¿Qué   nos   deja   esta   Sentencia   de   la   Sala   IV?

 

Entre   otras   cosas,  nos   deja   la   experiencia   que   los   correos   electrónicos,  cuando   no   son   impugnados   por   la   parte   que   puede   verse   perjudicada   por   su   contenido    como   ocurrió   en   este   caso,  con   el   silencio   guardado   por   el   Banco  y   ocurre   por   segunda   vez   cuando   extemporáneamente   trata   de   introducir   argumentaciones   respecto   a   los   emails   en   la   Alzada,   argumentos   que   debió   esgrimir   al   contestar   la  demanda   y   no   lo   hizo ,  sumado   todo   ello   a   la  circunstancia   procesal   que   puede   darse     como  se   dio   en   este  caso –  de   que  el   Banco   demandado   dejó   vencer   el   plazo   para  presentar   la   Expresión   de   Agravios    resultando   también   extemporánea   esta   presentación   – ,  los   correos   electrónicos   tuvieron   valor   probatorio,  al   margen   de   que   sean  considerados   como   “principio   de   prueba   por   escrito”.  Esta   apreciación   judicial,  por   otra   parte,   no   es   la  que  se   hace  –  por   ejemplo   en   España,   donde    como   ocurrió   en  el   famoso   caso  “Urdangarín” –  se  los   consideraron  ” documentos   privados “  en   las   circunstancias   descriptas  “supra“.

 

Otra  es   la    cuestión,   cuando  hay   una   impugnación   judicial   de   autenticidad.   El  valor   probatorio   del   email  sin   firma   digital,   cae.   Esto   da   lugar   a   un  amplio   tema   donde   hay   mucho   para   decir   respecto   a   “cómo   dotar   de   autenticidad   un   correo   electrónico”   para   que   sea   intocable   en   el   juicio.

 

 

 

 

 

 

 

Leave a Comment

Previous post:

Next post: