La Justicia encuentra justificado el Despido decidido por la Empleadora frente a la acreditada falsificación de cinco Certificados Médicos presentados para Justificar diversas Inasistencias

by Dra. Adela Prat on marzo 4, 2013

SUMARIO .  DESPIDO  CON  CAUSA  .  Injuria  laboral .  JUSTIFICACIÓN  DE  DIVERSAS  INASISTENCIAS  MEDIANTE  CERTIFICADOS  MÉDICOS  FALSOS.  Prueba.  Pericias  caligráfica    prueba  informativa  y   testimonial .  Constancias  médicas  confeccionadas  por  familiar  del  trabajador .  Vulneración  del  ”  principio  de  buena  fe  laboral  “  –  Art.  63  de  la  LCT  .  Justificación  del  despido  decidido  por  la  empleadora .

 

 

 

SD  74651 –  Expte.  20507/08  –  ”  L. A. A.  c/ Manuel  Arslanian  S.A.  s/  despido ” –  CNTRAB  –  SALA  V  –  30/11/2012 .  Publicado por  elDial.com – AA7C48  el  27/02/2.013 .-

 

 

 

La  Sala V  de  la  Cámara  Nacional  de  Apelaciones  del  Trabajo   integrada  por  los  Jueces  Dres.  María  C.  García  Margalejo  y  Enrique  Néstor  Arias  Gibert  ,  aclarándose  que  el  Sr.  Juez  Dr.  Oscar  Zas  no  vota  en  virtud  de  lo  dispuesto  por  el  Art.  125  de  la  Ley  18.345    resolvió :  1º)  MODIFICAR  PARCIALMENTE  LA  SENTENCIA  de  Primera  Instancia  y  elevar  el  monto  de  condena  a  la  suma  de  $  1.133,06  (  diferencias  salariales  por  diferencia  de  categoría  $  105,58 ;   haberes  mes  de  despido  $  778,13 ;   compensación  por vacaciones  no  gozadas  prop .  $  90,31 ;    aguinaldo  $  159,04  ) con  más  los  intereses  establecidos  en  la  sentencia  de  grado  ( no fueron publicados )  desde  que  cada  suma   es  debida .      2º)  CONDENAR  a  la  parte  demandada  a  entregar  al  actor ,  dentro  del  plazo  de  20  días  y  bajo  el  apercibimiento  que  se  determine   por  parte  de  la  Jueza  de  Primera  Instancia ,  los  Certificados  indicados  en  el  punto  V  del  primer  voto  de  este  acuerdo :   (i)    un   Certificado  de  Trabajo ”  con  indicación  de  la  fecha  de  ingreso ,  egreso ,  categoría  laboral  y  tareas  realizadas  con  más  indicaciones  de  la  capacitación  obtenida  durante  el  curso  de  la  relación  laboral  ;     (ii)   una   “Certificación ”  (  constancia  documentada )  de  pago  de   las  obligaciones   de  aportes  previsionales  y  de  obra  social  ;      (iii)    y  el  ” Certificado  de  Remuneraciones  y  Servicios ”  Formulario  ANSES  PS.6.2.,  con  la  aclaración  de  que  la   constancia  documentada  en  modo  alguno  implica  que  se  haga  entrega  de  copias  de  documentos  sino  la  declaración  escrita  que  haga   constancia  del  pago  de  los  aportes  y  contribuciones  correspondientes .   3º)  Dejar  sin  efecto  lo  decidido  sobre  costas  y  honorarios.    4º)  Imponer  las  costas   como  se  sugiere  en  el  puntos  VII  del  citado  primer voto :    teniendo  en  cuenta  la  solución  dada  a  las  cuestiones  debatidas ,  rubros  admitidos  y  planteos  desestimados ,  y  la  forma  de  resolverse  el  litigio  integralmente  considerado ,  el  accionante  ha  resultado  sustancialmente  vencido  en  la  lid  y  en  la  mayoría  de  lo  pretendido  (  la  demanda  progresaría  por  sólo  el  1,32%  de  lo  reclamado  y  los  Certificados ),  por  lo  que  las  costas  deberían  imponerse  en  un  90%  a  cargo  del  trabajador   y   en  el  10%  restante  a  cargo  de  la  empleadora   demandada   (art.  71  del C.P.C.C.N.),  dejando  de  lado  un  criterio  únicamente  aritmético  –  conforme  al  parecer  mayoritario  de  esta  Cámara  al   respecto   conveniente  por  razones  de  economía  procesal “.

 

Costas  de Alzada.  En  atención  al  resultado  de  los  recursos  interpuestos,  las  costas  deberían  imponerse  en  la  misma  proporción  ( Art.  71  del  Cód.  Procesal )(  punto VIII  del  primer  voto ).

 

 

La  Sentencia  de  Primera  Instancia –  parcialmente  modificada  en  el  Tribunal  de  Alzada  al   reconocer  al  actor un 1,32%  del  total  reclamado  y  los  Certificados    rechazó  las  pretensiones   indemnizatorias  del  actor .

 

 

 

I.-    La  pieza  telegráfica  que comunicó   el  despido   fue  correctamente  dirigida  al  domicilio  que  el  actor  declarara  a  la  empleadora .

 

 

La  primera  queja  del  actor  se  dirige  a  cuestionar  la  decisión de  grado  que  rechazó  sus  pretensiones  indemnizatorias .  Las  argumentaciones  del  memorial  intentan  convencer  de  que  la  pieza  telegráfica  que  comunicaba  el  despido  no  había  sido  cursada  a  su  correcto  domicilio  y  que ,  por  tal  motivo ,  no  se  dio  cumplimiento  con  la  exigencia  del  art.  243  de  la L.C.T..  De  esa  forma ,  el  recurrente  entiende  que  la  Magistrada  de  grado  se   equivocó   al   sostener   que   aquel   se   había   negado   a  recepcionar   la  Carta  Documento ,  dado  que  no  había  sido  dirigida  al  domicilio  correcto .

 

 

Al  respecto ,  los  Jueces  de  Cámara  señalaron  que    en  lo que  atañe  a  la comunicación  rescisoria  del  12-02-2008 ,  debe  decirse  que  dicha  pieza  telegráfica  fue  correctamente  dirigida  al  domicilio  que  el  accionante  declarara  a  su  empleadora  en el  formulario  de  denuncia  de  domicilio,  tal como  surge  de  los  instrumentos  agregados  como  prueba  documental  por  la  empleadora ( v.   documentos  14823  y  14826″  que  lucen  en  sobre  reservado   que  corre  por  cuerda , uno  de  ellos correspondiente  al  seguro  obligatorio )  y  que ,  contrariamente  a  lo  que  se  sostiene  en  el  memorial ,  dichas  grafías  fueron  reconocidas  expresamente  por  el demandante ,  al producirse  la  prueba  confesional ,  como  pertenecientes  a  su  puño  y  letra. “

 

 

En  consecuencia ,  los Camaristas  concluyeron  que  – a  pesar  de  que   según  informe  del  Correo  Argentino  el  telegrama colacionado  enviado  por  la  demandada  fue   devuelto  al  remitente  en  dos  oportunidades , con  la  observación    cerrado  con  aviso  la  comunicación  fue  correctamente  dirigida ,  y  las  causales  esgrimidas  para  disponer  la  disolución  del  vínculo  laboral  arribaron  a  la  esfera  de  conocimiento  del  trabajador  conforme  la  documental  antes   mencionada ,  motivo  por  el cual  la  Sala  confirmó  lo  decidido  en  este  aspecto cuestionado .

 

 

 

II.-   Los  Certificados  Médicos  de  justificación  de diversas  Inasistencias  son Falsos.

 

 

En  la  Sentencia  de  grado  se  consideró  que  ” la  prueba  testimonial  acreditaba  que  el  demandante  había  presentado  ante  la  empleadora  Certificados  Médicos  falsos ,  que  habían  sido  confeccionados  por  su  hermano  para  justificar  varias  inasistencias  y  esta  última  circunstancias  se  tuvo  por  comprobada  a  través del  informe  pericial  caligráfico  en  el  Expediente  donde  su  hermano  accionó  contra  Manuel  Arslanian  S.A.  s/  despido ,  que  tramitó   ante  el  Juzgado  de  Trabajo  Nº  69  y  que  fue  incorporado  a  estos  actuados ;  allí  la  calígrafa  dictaminó  que  los  supuestos  certificados  médicos  utilizados  por  el  aquí  demandante    –  que  en  copia  certificada  por  Escribano  Público  se  acompañaron  como  prueba  instrumental  (  4  documentos  distintos )    fueron  confeccionados  de  puño  y  letra  del  hermano  del  aquí  accionante  . “

 

 

Acto  seguido ,  los  camaristas  destacaron  que    desde  la  perspectiva  que  impone  el  artículo  243  de  la L.C.T., la  “causal ”  que   imputó   la  demandada  para  despedir  al  actor  consistió   en  que  presentó  cinco   certificados  médicos  falsos  que  habían  sido  confeccionados  por  su  hermano ,  también  dependiente  de  la  empresa ,  y  que  a  través  de  ellos  pretendía  justificar  las  inasistencias  a  su  trabajo . “

 

 

En  tal  sentido  los  Magistrados  que  integran  la  Sala V  remarcaron  que   ”  de  la  copia  de  la  prueba  pericial  caligráfica  producida  en  la  causa  iniciada  por  el  hermano  del  demandante ,  la  calígrafa  de  oficio   M.G.M   concluyó  que  los  certificados  puestos  a  su  consideración  (  cuatro  de ellos  son  los  que  presentara el  aquí  demandante  a  su  empleadora )  pertenecían  al  puño  y  letra  del  hermano del actor  en  esta causa “  tras  lo  cual  añadieron  en  esos  términos , se  encuentran  idóneas  las  declaraciones   testimoniales  de  Escola ,  Aragón  y  Reyes   toda  vez   que  son  coincidentes  en  relatar  una  situación  que  se  encuentra  reflejada  en  forma  objetiva  en  los  supuestos Certificados  obrantes en  sobre  reservado  por  cuerda ( 4  copias  de  documentos  certificadas  por Escribano  Público )

 

 

También  la  Sala   encontró   valioso  el  informe  del   Hospìtal   de   Clínicas  ”  José  de  San  Martín ”  respecto  de  que  el  profesional   firmante  de  los  certificados   cuestionados  ( Dr. J.M.M.   M.N. Nº... )  no  pertenecía  a  dicha institución , lo que  acaba  por  corroborar  lo  antes  expuesto “.

 

 

Finalizando  el  tratamiento  de  este  punto ,  los  Dres.  García  Margalejo  y  Arias  Gibert   pusieron   de  manifiesto   que  ”  a  partir  de  las  pruebas  producidas  en  autos  encontramos  justificada  la  decisión  adoptada  por  la  demandada  por  compartir   la   valoración   realizada   por   la   Magistrada  de  grado ,  toda  vez  que  el  demandante  mantuvo  una   conducta  evidentemente  reñida  con  el  principio  de  buena  fe  laboral    entre  otros -.  En  efecto ,  en  las  constancias  certificadas  acompañadas  en  sobre   reservado  se  observan  no  uno  sino   varios   supuestos   certificados   médicos  donde  consta  una  firma  y  un  sello ,  también  supuestamente  provenientes  de  un  profesional  médico ;  pero  que ,  en  rigor  de  verdad ,  fueron   confeccionados  de  puño  y  letra  por  el  hermano  del  demandante ,  y  utilizados  por  éste   para   justificar   ante   la   demandada   varias   inasistencias . “

 

 

En  esos  términos ,  la  Sala  reiteró no  encontrar  fundamentos  que  permitan  apartarse  de  la  solución  adoptada  en  primera  instancia ,  por  lo  que  resolvió  la  confirmación  de la  sentencia.

 

 

 

III.-  El  reclamo  por  diferencias  salariales  prosperó  parcialmente.

 

Se  agravió  el  demandante  por  no  haber  sido  atendido  su  reclamo  por  diferencias  salariales  en base al  pago  inferior  correspondiente  a  las  escalas  complementarias  al   CCT 500/07 ,  conforme  las   tareas  realizadas   y  la  calificación  de acuerdo  al  CCT  mencionado .

 

 

Señaló   que   sus   tareas   eran  las  de   ” operario  textil-maquinista  de  terminación “  que  encuadran  en  la  categoría B  del  nomenclador   anexo   a  la  CCT ; pero  que  la  demandada  le  retribuía  de  acuerdo con la  categoría  A,  por  lo  que  reclamó  las diferencias   salariales   correspondientes .

 

 

Los  Jueces  de  Cámara  admitieron  el  agravio  aunque  no  con  los  alcances   que   se  pretenden  en   la  demanda.  Ante  todo  los Magistrados  explicaron  que  el anexo  ” Ramas”  del  CCT  500/07  indica  que  para  el  sector  ” terminación “  existen  dos  categorías   laborales,  “A”  y  “B”  .  La  primera  corresponde  al    aprendiz  hasta 8 meses – medio  oficial de 8  a  12  meses  y  la  segunda  a    oficial  después  de  12  meses . 

 

 

Del  examen  de  la  prueba  testimonial ,  en particular  del  Jefe  de  Planta  la  Sala  concluyó  que  al  cumplirse  12  meses  de  su  ingreso  –  es  decir  el  1-12-2007 –  le  correspondía  al  actor  automáticamente  el  salario  de  la  categoría  “B”  de la  Rama   Cintas “,  clasificación ”  terminación”  del  CCT  500/07 ,  lo  que   genera  derecho  a  percibir  las  diferencias  salariales  correspondientes  a  dos  meses  y 12  días  de  labor ,  cumplidos  en  esas  condiciones ,  entre el  1-12-2007  y  el  12-2-2008  y  que ,  de  acuerdo  con  la  diferencia  mensual  calculada  por  el apelante  en  el  memorial  ( $  40,61 ), que  se  encuentran  ajustadas  a  derecho ,  el  rubro  diferencia  de  categoría  alcanza  a  $  97,46  que ,  más  la  incidencia  del  SAC  totaliza  $  105,58 .

 

 

IV.-  Liquidación final.

 

La  Sentencia  de  Cámara    como hemos  anticipado  supra  modificó  parcialmente  la  Sentencia  dictada en  Primera  Instancia y   elevó  el monto  de  condena  a  la  suma  total  de  $ 1.133,06 ,  resultante  de sumar   los  siguientes  rubros : a)  Diferencias  salariales  por  diferencia  de categoría : $  105,58;   b)  Haberes  mes  de  despido :  $  778,13 ;   c)  Compensación  por Vacaciones  no  gozadas  prop.  $  90, 31 ;   d) Aguinaldo  $  159,04.-    Intereses  establecidos  en la  sentencia  de grado ( no  publicados )  desde  que  cada  suma  es  debida.

 

 

Por  otra  parte  se  obliga a  la  empresa  empleadora  a  entregar  un  Certificados de Trabajo  conforme  se  especifica supra  al  exponer  la  Sentencia  de  Cámara , y  una  certificación ( constancia documentada) de  pago  de  las  obligaciones  de  aportes previsionales  y de  obra  social  , y  el  Certificado  de  Remuneraciones  y  Servicios  Formulario  ANSES PS.6.2.,  con  la  aclaración  de que  la  constancia  documentada  en  modo  alguno  implica  que  se hagan  entrega  de copias  de  documentos  sino  la  declaración  escrita  que  haga  constancia  del  pago  de los  aportes  y  contribuciones  correspondientes .

 

 

En Primera Instancia se rechazó  la  indemnización  del art. 80 L.C.T ( art. 45  Ley  25.345 ). La Excma  Cámara  concluyó   en  idéntico  sentido ,  dado  que  la  procedencia  de  dicha  indemnización  requiere  ineludiblemente ,  el emplazamiento  que  la  propia  norma  legal  impone . El  recurrente  expresa  que   intimó  a  la  demandada  mediante  telegrama  del  27/06/20o8  y  que  aquella recién  entregó  los certificados al contestar la acción

 

 

No  obstante , los  Jueces  de Cámara  advirtieron  que  el  actor  no  dio  formal  acatamiento  a  lo e stablecido  por  el art. 80 L.C.T. –  más  allá  de  lo  que  dispone  en  Decreto  146/2001 –  porque   se iniciaron  los  procedimientos  sin  que  la intimación  impuesta  legalmente  se  hubiera  efectivizado .  En  efecto  el actor  inició  el  reclamo  ante  el  SECLO  el  09/03/2008  y  recién  remitió  la  comunicación  el 27/06/2008 .

 

 

 

Artículos relacionados...

Leave a Comment

Previous post:

Next post: